• Inicio
  • Noticias
  • Empresas
  • Inditex echa el cierre en Venezuela

Inditex echa el cierre en Venezuela

Por Jaime Martinez

24 may. 2021

Empresas

Photo Credits: Inditex, fotografía de archivo.

Madrid – Todas las tiendas con las que el Grupo español Inditex mantenía hasta la fecha su presencia activa en Venezuela, echarán el cierre a lo largo de las próximas semanas, culminando de este modo, y por el momento, la salida de la multinacional textil del país sudamericano. Una acción que respondería a la decisión de la compañía de revisar los términos del acuerdo comercial que mantenía con su, hasta ahora, socia local Phoenix World Trade. Compañía con sede en Panamá controlada por el empresario venezolano Camilo Ibrahim, uno de los socios empresariales de la polémica aerolínea venezolana, rescatada por el Gobierno español, Plus Ultra.

Según se habría encargado de confirmar un portavoz de la propia Phoenix World Trade, empresa encargada de supervisar y dirigir todas las operaciones en Venezuela vinculadas a las marcas de la multinacional española desde el año 2007, “Phoenix World Trade se encuentra reevaluando la presencia comercial de las marcas que opera bajo la modalidad de franquicias Zara, Bershka y Pull&Bear en Venezuela, para hacer que esta sea consistente con el nuevo modelo de integración y transformación digital anunciado por Inditex”. Unas declaraciones, concedidas a la agencia Reuters, que parecían dejar la puerta abierta a la próxima apertura de unos nuevos establecimientos más acordes con las nuevas características para sus tiendas decretadas por Inditex. Unos nuevos puntos de venta que en este caso, y por el momento, todo hace indicar que no llegarán a materializarse, a tendiendo a la postura mostrada por Inditex de rechazar facilitar cualquier información adicional, a petición de la propia agencia de noticias, sobre esta información, y con un portavoz de Phoenix World Trade que únicamente entraba a detallar que todas “las cinco tiendas que permanecen abiertas, dejarán de operar en las próximas semanas”.

Un apunte este último con el que el portavoz de la compañía de Camilo Ibrahim confirmaba que Inditex dejará de operar en Venezuela, sin que se conozcan en estos momentos planes alternativos para la posible apertura de nuevos establecimientos en el país de cualquiera de las marcas comerciales que integran su catálogo. Un amplio portafolio compuesto por nombres tan conocidos, y en el pasado tan reclamados por la otrora pujante clase media venezolana, como Zara, Bershka, Pull&Bear, Massimo Dutti, Stradivarius, Oysho, Zara Home o Uterqüe.

Salida escalonada de Venezuela

Actualmente, y como bien ya señalábamos, y confirman desde la propia Inditex, el Grupo textil español mantiene su presencia activa en Venezuela a través de únicamente 5 tiendas de sus cadenas de moda Zara (2 establecimientos), Pull&Bear (1 establecimiento) y Bershka (2 establecimientos). Unos puntos de venta, todos ellos ubicados en la capital del país, Caracas, operados bajo régimen de franquicias por Phoenix World Trade. Compañía con la que Ibrahim lograba en el año 2007 convertirse en el socio local de Inditex para la explotación comercial de todas sus marcas en el país.

Como consecuencia del mismo acuerdo, pero desde la perspectiva de Inditex, la española por aquel entonces lograba asegurarse el apoyo de un socio comercial con estrechos vínculos con el Gobierno de Hugo Chávez. Una alianza que la permitía entonces garantizar el suministro y el abastecimiento de productos a sus tiendas, al tiempo que ajustar sus estructuras y operaciones a los cambios regulativos y a las nuevas normativas introducidas por el régimen chavista. Unos trabajos cuya responsabilidad recaía por entonces enteramente en las manos de Phoenix World Trade, como consecuencia de la política de Inditex de permanecer en suelo venezolano únicamente en régimen de franquicias y no a través de establecimientos propios, como así hace en otro buen número de mercados internacionales.

Bajo esta misma modalidad de franquicia había permanecido operando la multinacional española en el país, al tiempo que paulatinamente iba reduciendo su presencia desde aquellos 22 establecimientos con los que llegó a contar en Venezuela. Una estrategia que se habría mantenido a lo largo de todo este tiempo, con la vista puesta en la llegada de unos tiempos mejores para la sociedad venezolana. Tiempos que, atendiendo a la actual situación política y económica del país, todo hace indicar que todavía tardarán por llegar, a la vista de las tensiones que siguen dominando su escena política y de una hiperinflación desbocada desde hace ya largos años. Factores que han terminado haciendo de esta, aparente, estrategia de “resistencia”, nada más que un preludio para la escalonada salida de la multinacional del país.

Acelerando en su política de ajustes

Más allá de las cuestiones que en política internacional pueda representar la decisión adoptada por el Grupo, con esta decisión, que supondrá la salida de la compañía española del país sudamericano, Inditex acelera en la implementación de sus planes de optimización de su red comercial. Una estrategia que anunciase a comienzos del pasado mes de junio de 2020 como parte de su plan “Horizonte 2022”.

Tal y como anunciaba entonces la compañía española, y como nos hemos encargado de venir recogiendo desde entonces desde FashionUnited, en virtud de dicho plan Inditex preveía acometer a lo largo de los siguientes 3 años un total de entre 1.000 y 1.200 cierres, u “absorciones”. Un más que considerable ajuste sobre su red comercial, del que si bien ya ha logrado culminar un importante número, todavía le quedarían numerosos puntos de venta por cerrar. Destacándose a este respecto decisiones como las de echar el cierre a todas las tiendas de las marcas del Grupo ubicadas en el interior de los aeropuertos españoles, la de cerrar todas las tiendas físicas de sus cadenas Bershka, Pull&Bear y Stradivarius en China, o la de anunciar una última oleada de cierres en España, con la que sumará otros 56 cierres a las clausuras que ha venido realizando a lo largo de todo este último año en el país. Capítulos todos ellos a los que ahora suma su salida de Venezuela.