• Inicio
  • Noticias
  • Moda
  • Shein, “ejemplo” de responsabilidad ambiental: crea un fondo de 50 millones de dólares para luchar por la circularidad

Shein, “ejemplo” de responsabilidad ambiental: crea un fondo de 50 millones de dólares para luchar por la circularidad

Por Jaime Martinez

10 jun 2022

Moda

Photo Credits: The Or Foundation, página oficial.

Decidida a tomar cartas en el principal asunto del que la acusan sus más incendiados detractores, el de fomentar un insostenible modelo de negocio que resultaría, a su parecer, especialmente perjudicial para el medioambiente, la minorista china Shein, una de las compañías de moda que más expectación están levantando en los últimos años por allí por donde se decide a dejar su huella —algo que quedó bien demostrado durante la apertura de su reciente tienda efímera en Madrid—, acaba de anunciar la creación de su Fondo de Responsabilidad Ampliada del Productor (EPR por sus siglas en inglés). Una iniciativa a la que aportará 50 millones de dólares a lo largo de los próximos 5 años, en unos fondos que se destinarán tanto a fomentar el desarrollo de una economía circular vinculada al negocio de la moda, como a favorecer este desarrollo mediante iniciativas de carácter social desde las que se luchará a favor de la gestión de los residuos textiles y contra su proliferación.

De manera algo más detallada, el fondo EPR de Shein servirá para impulsar el diseño y la implementación de estrategias de sostenibilidad ecológica y de acción social, vinculadas a todas aquellas prendas que terminan convirtiéndose en desechos textiles. Fines para los que se pondrá una especial atención sobre aquellas comunidades locales de las diferentes partes del mundo que se están convirtiendo en los auténticos vertederos de toda esa moda que, de un modo u de otro, termina saliéndose de la estructura circular sobre la que ha comenzado a desarrollarse la industria de la moda y del textil, y para la que aún queda mucho trabajo por delante para terminar de asentar.

Unos así pues loables objetivos, sobre los que se comenzará ya a trabajar gracias al acuerdo a largo plazo, presentado al igual que el Fondo en el marco del Global Fashion Summit de Copenhagen que ha tenido lugar esta semana, entre Shein y la organización sin ánimo de lucro The Or Foundation. Organización con sede en los Estados Unidos y en la República africana de Ghana, cuyos trabajos se encuentran dirigidos a tratar de concienciar y de atajar la problemática de la proliferación de los residuos textiles, que se ha convertido de esta suerte en la primera asociación que se beneficiará de parte de esos fondos a favor de la circularidad comprometidos por Shein.

Photo Credits: The Or Foundation, página oficial.

“Estamos pidiendo a las marcas que paguen la factura pendiente a las comunidades que gestionan sus desechos, y este es un paso importante hacia la rendición de cuentas”, entraba a valorar Liz Ricketts, cofundadora y directora ejecutiva de The Or Foundation, a través de un comunicado oficial emitido a razón de la firma de este acuerdo alcanzado con la minorista china. A este respecto, “lo que vemos como verdaderamente revolucionario es el reconocimiento por parte de Shein de que su ropa puede terminar aquí en Kantamanto”, el mercado de Accra, capital de Ghana, especializado en la compraventa de prendas de moda, y considerado como uno de los principales receptores de ropa de segunda mano firmada por las grandes cadenas del fast fashion. Es “un simple hecho que ninguna otra marca de moda importante ha estado dispuesta a declarar aún”.

“Shein ha establecido una ambiciosa agenda de impacto y nos entusiasma asociarnos con The Or Foundation, el receptor inicial del Fondo pionero de Shein, para dar el siguiente paso en nuestro viaje”, se encargaba de añadir por su parte Adam Whinston, director global de política ambiental, social y corporativa en Shein. Entrar a “abordar los desechos de segunda mano es una parte importante del ecosistema de la moda”, y una que además “a menudo se pasa por alto”. Pero ahora “tenemos la oportunidad de hacer cambios en este campo”, y “no podemos esperar a trabajar con The Or Foundation en este primer esfuerzo de su clase”.

Photo Credits: The Or Foundation, página oficial.

Un “ejemplo” para otras marcas de moda

Mostrándose como un compromiso plurianual, con el que además se viene a oficializar la puesta en marcha de este Fondo EPR de Shein, como parte de este primer acuerdo alcanzado con una organización para tratar de apoyar diferentes esfuerzos en materia de gestión de residuos textiles dentro de esas comunidades que se están viendo especialmente afectadas por su proliferación, de entre todos los fondos comprometidos The Or Foundation recibirá 5 millones de dólares al año durante los próximos tres años.

Con vistas a trabajar sobre esa guía de objetivos preestablecidos por el Fondo EPR de Shein, esta serie de recursos se destinarán por parte de The Or Foundation a ampliar su programa de aprendizaje “Mabilgu” (Hermandad) dirigido a las mujeres jóvenes de se encargan de portar sobre sus cabezas los sacos de ropa de segunda mano; a incubar empresas locales que transformen desechos textiles en nuevos productos; a adelantar iniciativas piloto para la creación de nuevas fibras recicladas con fabricantes textiles ghaneses; y a mejorar las estructuras del abigarrado mercado de Kantamanto, fomentando una idea de “comunidad” que permita, apuntan desde Shein, garantizar que el considerado como el mayor mercado de ropa de segunda mano del mundo, es un lugar seguro y digno para trabajar. Acciones a las que además desde la organización sin ánimo de lucro sumarán la de redistribuir parte de, al menos, esta subvención inicial entre otras organizaciones de Ghana desde las que trabajan en sus mismas o similares causas, mientras que de manera paralela se abrirán a colaborar estrechamente con Shein para identificar a otras posibles organizaciones o proyectos de otros países, pero igualmente comprometidos con la lucha contra los desechos textiles, que cuenten con el potencial para convertirse en nuevos beneficiarios del Fondo.

Photo Credits: The Or Foundation, página oficial.

Marcando un punto de inflexión en lo que ha venido siendo su desarrollo hasta la fecha, impulsado principalmente por ciudadanos anónimos y por los dueños de pequeñas empresas, mientras se encargan de gestionar los nuevos recursos que les brindará el Fondo, desde The Or Foundation seguirán centrando su trabajo a tratar de fomentar una visión ecológica y sostenible de la moda, con la que inspirar a los ciudadanos a tratar de construir una relación con la moda que vaya más allá de su papel como meros consumidores. Una visión más amplia que les permitiría el entrar a valorar y contrapesar cada acción y cada compra que realicen, en unos trabajos para los que además tanto Shein como The Or Foundation se han igualmente comprometido a apoyar sobre el terreno todas aquellas acciones que permitan alargar la vida útil de las prendas, fomentando así el que estas puedan mantenerse el mayor tiempo posible en circulación. Medidas a las que además suman sus respectivos compromisos por tratar de reducir la cantidad de residuos textiles, así como de limpiar y regenerar aquellas áreas y zonas afectadas por su proliferación.

“Esta es una contribución importante para The Or Foundation, como esperamos que también lo sea para otras organizaciones de todo el mundo”, subraya por su parte Daniel Mawuli Quist, miembro de la junta directiva de The Or Foundation, como parte de unas declaraciones abiertamente a favor de esta lucha por la circularidad y contra la proliferación de residuos textiles en la que redobla ahora Shein sus esfuerzos con la creación de este nuevo Fondo. “No debemos perder de vista el valor de Kantamanto y que comunidades como esta aportan al movimiento hacia la circularidad”, destaca Mawuli, y “esperamos que otras marcas sigan su ejemplo para centrarse en las personas que marcan una verdadera diferencia”.

Photo Credits: The Or Foundation, página oficial.
También te puede interesar:
MODA SOLIDARIA
MODA SOSTENIBLE
SHEIN
The Or Foundation