• Inicio
  • Noticias
  • Empresas
  • The RealReal dispara su reventa de lujo hasta los 118 millones de dólares

The RealReal dispara su reventa de lujo hasta los 118 millones de dólares

Por Jaime Martinez

9 nov 2021

Empresas

Photo Credits: The RealReal, página oficial.

Siguiendo con los anuncios económicos vinculados al sector de la moda de segunda mano que tenían lugar en el día de ayer, de manera prácticamente simultánea a la publicación de la última actualización sobre sus cuentas ofrecida por ThredUp, la igualmente compañía estadounidense The RealReal daba a conocer sus resultados económicos relativos al tercer trimestre de su actual ejercicio fiscal de 2021. Periodo de tres meses finalizado el pasado 30 de septiembre, durante el que la compañía, en su caso especializada en la reventa de piezas de segunda mano vinculadas al denominado como sector del lujo, siguió con la tendencia de marcar un nuevo máximo en términos de ingresos, que no obstante no la impidió seguir sumando unas nuevas, y cada vez más abultadas, pérdidas netas.

En valores económicos, The RealReal llegó a generar durante este último tercer trimestre del año unas ventas totales por valor de 118,83 millones de dólares. Cantidad un +52,75 por ciento superior frente a los 77,79 millones del pasado 2020, así como un +45,78 por ciento más que con respecto a los 81,51 millones que llegó a generar durante el mismo tercer trimestre del pasado 2019. Un aumento de los ingresos de la compañía que, en términos de beneficios, se ha visto traducido en unas pérdidas netas atribuidas de -57,19 millones de dólares. Cifra por su parte un +31,3 por ciento por encima de las pérdidas de -43,56 millones del mismo periodo de 2020, y un +126,3 por ciento más que frente a las pérdidas de -25,28 millones de 2019.

“Nos complace anunciar unos fuertes resultados relativos al tercer trimestre”, entraba a explicar Julie Wainwright, fundadora y directora ejecutiva de The RealReal, a lo largo de unas declaraciones difundidas desde la propia compañía de reventa. “Nuestro fondo de productos ha aumentando gracias a las citas de recogida en casa y a nuestra mayor presencia en el retail físico”, añadía. “Basándonos en lo que conocemos a día de hoy, creemos que el impacto operativo y de suministros que sobre nuestro modelo de negocio llegó a provocar el Covid-19 ha quedado atrás, y que nos encontramos bien posicionados de cara a una fuerte temporada de Navidad”.

Asentando las bases para la rentabilidad

Como resultado de esta última actualización sobre sus cuentas, The RealReal cierra estos nueve primeros meses del año con unas ventas totales por valor de 322,56 millones de dólares. Superiores a los 213,11 millones que sumaba al cierre del mismo periodo de 2020, así como de los 224,30 millones de los nueve primeros meses de 2019.

En cuanto al resto de indicadores, en términos de beneficios la compañía suma unas pérdidas netas de -183,91 millones de dólares. Cifra del mismo modo superior a las pérdidas de -125,05 millones de dólares que sumaba al cierre del mismo periodo de 2020, y de las pérdidas de -75,32 millones del periodo de 2019. Dejándola con un Ebitda ajustado en negativo para este actual periodo de 2021 de -99,99 millones de dólares, ligeramente superior al de -92,25 millones de 2020, y muy por debajo del Ebitda de -60,28 del mismo periodo de 2019. Una falta de rentabilidad que, subrayan desde la compañía estadounidense, tienen como principal objetivo poder corregir en el medio plazo. Para lo cual confían en la resiliencia de un sector y de un modelo de negocio que, aseguran, está mostrando unas marcadas tendencias al alza y una extraordinaria fortaleza frente a incertidumbres como la actual amenaza de interrupción en el transporte de mercancías y dentro de la cadena de valor.

“Creemos que el modelo de negocio único de The RealReal se encuentra en gran parte aislado de las escaseces de la cadena de suministros y de los impactos inflacionarios que están experimentando muchos minoristas”, añade a este respecto Wainwright. No obstante, “como muchos minoristas, hemos experimentado ciertas presiones sobre nuestras operaciones durante el tercer trimestre”, como las de unos “costes de envío elevados y problemas en los equipos de trabajo en nuestros centros de autentificación”. Con el fin de abordarlos, “implementamos múltiples iniciativas, incluida la diversificación de los envíos y la optimización de la última milla, así como la puesta en marcha de un programa de capacitación y de desarrollo, y un mayor enfoque a la automatización”.

En este sentido, destacaba Wainwright, “las inversiones que hicimos en 2019 y 2020 para avanzar hacia una mayor automatización de nuestros centros, ya han comenzado a mostrar un fuerte retorno de la inversión”. “En general, nuestro negocio está experimentando tendencias muy positivas y creemos que continuarán hasta finales de año y hasta el 2022”, y “si bien estamos en las primeras etapas para llevar a cabo un mayor grado de nuestro apalancamiento operativo, creemos que en la compañía estamos comenzando a ver los beneficios de nuestras anteriores inversiones, lo que permitirá aumentar el apalancamiento a medida que avancemos hacia la rentabilidad durante los próximos trimestres”.