Madrid – La Socimi estadounidense GIV Partners, sociedad con base en Nueva York y oficinas locales en Madrid dedicada en exclusiva a la inversión y gestión de activos inmobiliarios en Europa y América, acaba de comunicar la adquisición del centro comercial La Poveda de Madrid. Operación con la que la sociedad de inversiones viene a reforzar sus vínculos con el mercado español, en el que ha realizado transacciones por más de 300 millones de euros desde el año 2012.

Ubicado en la localidad madrileña de Arganda del Rey y clasificado como “centro comercial de conveniencia”, La Poveda cuenta con una superficie comercial de 15.000 metros cuadrados en los que actualmente da cabida a una amplia variedad de servicios. Contando con locales comerciales ocupados por proveedores de bienes y servicios diarios, como un supermercado de Mercadona, un gimnasio Basic-Fit y distintas tiendas y restaurantes.

“La adquisición de La Poveda por parte de GIV Partners”, llevada a cabo mediante intermediación de Tower Property Investments en calidad de agente inmobiliario, “encaja perfectamente dentro de nuestra estrategia de inversión en inmuebles comerciales, que se enfoca en propiedades defensivas, bien localizadas, y ancladas por un supermercado”, lo que se traduce en “rentas estables” y un “significativo potencial para la creación de valor”, explica Ezequiel Rodriguez Faílde, Managing Director responsable de los negocios del grupo en la región, a través de un comunicado.

“Tratándose de uno de los municipios más poblados de España, y con una diversidad de empresas localizadas alrededor del Centro, nuestra expectativa es continuar agregando arrendatarios e incluso incrementar el área alquilable en hasta un 35 por ciento durante una segunda fase”, añade Faílde. Quien en relación a la situación actual de esta clase de complejos, como consecuencia de esta pandemia por coronavirus, expresaba que “si bien la pandemia ha acelerado y acentuado ciertas tendencias, el mercado de locales y centros comerciales lleva muchos años en un proceso de transformación”. “Los inmuebles comerciales no van a desaparecer, pero sí están cambiando”, apuntaba. “Es cierto que algunos conceptos no sobrevivirán, pero aquellas compañías capaces de interpretar los cambios y adaptar su modelo de negocios, van a seguir teniendo éxito”.

 

Noticias relacionadas

MÁS NOTICIAS

 

ÚLTIMAS OFERTAS DE TRABAJO

 

LO MÁS LEÍDO