• Inicio
  • Noticias
  • Retail
  • Clearpay se expande por el sur de Europa y trae a España sus servicios “Buy Now, Pay Later”

Retail

Clearpay se expande por el sur de Europa y trae a España sus servicios “Buy Now, Pay Later”

Por Jaime Martinez

15 mar. 2021

Madrid – La compañía de servicios financieros de origen australiano Afterpay, que viene realizando sus actividades en Europa bajo el nombre de Clearpay, continúa adelante con su ambicioso plan de internacionalización y acaba de aterrizar, de manera efectiva, en España. País en el que desde a partir de hoy, lunes 15 de marzo, comenzará a ofrecer sus servicios de “Buy Now, Pay Later” (Compre ahora, pague después), siguiendo así con los planes que comenzase a trazar la compañía tras la adquisición de la empresa de pagos española Pagantis. Compañía que la australiana adquirió el pasado mes agosto de 2020 por una cifra cercana a los 50 millones de euros, y sobre cuya estructura y equipos pasará ahora a ofrecer su amplia gama de productos y servicios de financiación a débito.

Una vez que Clearpay ya ha logrado completar la operación, este mismo mes de marzo, y ha recibido la aprobación regulatoria del Banco de España, la compañía pasará a iniciar su ambiciosa expansión por el sur de Europa. Una estrategia que llevará a cabo con una primera fase, que arranca este mismo lunes, y que permitirá que se puedan empezar a contratar sus servicios en España y en Francia, seguida de una segunda fase que supondrá su entrada en Italia, ya a finales de este mismo mes de marzo. Estando entre los planes a corto plazo de la compañía su próxima expansión a otros mercados clave europeos como los de Portugal y Alemania.

Pago en 4 cuotas, sin intereses y a débito

En relación al tipo de servicios que ofrece Clearpay, los servicios de la compañía consisten en sellar alianzas y acuerdos con destacados minoristas con el fin de ofrecer a sus clientes la oportunidad de realizar sus compras de manera inmediata, pagándolas en cuatro cómodas cuotas a las que deberán hacer frente cada dos semanas. Sin incurrir en ese proceso en ninguna clase de interés o de deuda, pero cobrando recargos eso sí en el caso de retrasos en los pagos, y sin la necesidad de que el cliente deba contar con una tarjeta de crédito.

Para hacer uso del servicio, el consumidor únicamente deberá seleccionar la modalidad de pago “Clearpay” una vez vaya a formalizar su compra. Para lo cual será redirigido hasta un formulario que deberá completar para que la compañía valore, de manera inmediata, si el cliente puede hacer uso de sus servicio. En el caso de que así sea, únicamente deberá de hacer frente en ese momento a la primera de las cuatro cuotas, encargándose Clearpay de pagar por adelantado el precio íntegro de la venta al comerciante para que este proceda de manera inmediata a formalizar el pedido.

“Estamos observando un cambio generacional del crédito al débito” principalmente entre los miembros de las generaciones Millenial y Z, explicaba Nick Molnar, cofundador y codirector ejecutivo de Clearpay, al medio estadounidense wwd. “Clearpay”, apunta Molnar, “salió de la crisis financiera de 2008”, en el momento en el que “los Millennials se convertían en adultos”. “Ese fue el punto de partida del cambio”, que “la pandemia ha acelerado profundamente” desde una “economía del crédito hacia la economía del débito, y ahora estamos viendo como las generaciones mayores están acelerando también en ese paso hacia esa nueva cultura del débito, a unas tasas de crecimiento más rápidas que nunca”.

Más que un método de pagos

Con alianzas establecidas con grupos como Asos, Coast, Superdry, Boohoo, Foot Locker o Urban Outfitters, desde la dirección de la propia Clearpay ya adelantan que la compañía está comenzando a analizar oportunidades de crecimiento más allá de su ámbito como facilitadora de servicios de financiación. Principalmente, desarrollando su perfil como plataforma de marketing que contribuye de manera activa al impulso de las ventas de sus minoristas asociados.

En este mismo sentido, Molnar explicaba que durante el último mes de diciembre la plataforma, a través de su app móvil y de su página web, llegó a redirgir a cerca de 45 millones de potenciales clientes hacia los socios minoristas de las distintas partes del mundo de la compañía. Lo que “significa”, apuntaba al citado medio de noticias, “que podemos ser un canal de marketing, y no solo una vía de pago”. Un papel este que estaría dispuesta a reforzar la compañía mediante acciones como las emprendidas en Reino Unido, donde Clearpay ha firmado un acuerdo de dos años para desarrollar diferentes acciones e iniciativas junto al British Fashion Council (BFC). No descartando en ese sentido el estrechar sus lazos con la misma industria de la moda, uno de los sectores más relevantes de su modelo de negocio, firmando acuerdos similares a los que ya cuenta con el BFC o con la organización de la Australian Fashion Week. En la que el año pasado sustituyó a Mercedes-Benz como patrocinadora oficial del certamen.

“El ecosistema de la moda y la belleza nos ha apoyado desde el primer día, y hemos logrado recoger un tremendo éxito en esta categoría del retail”, apunta Molnar. Quien no duda en señalar que “las sinergias con las Semanas de la Moda de las distintas partes del mundo son algo inminente” y una de las “principales medidas” en las que trabaja actualmente la compañía.

Un mercado de 150.000 millones de euros

En esta nueva aventura que ha emprendido ahora la compañía en s expansión por Europa, la adquisición de la expañola Pagantias “ha sido realmente importante”, subraya Molnar. Gracias a ella, “contamos con un equipo de aproximadamente 100 personas que han permanecido ligadas a este mercado durante los últimos seis o siete años, lo que nos permite contar con esa experiencia local”. “Entendemos estas regiones”, apunta el directivo, quien destacaba que la plataforma ya cuenta con cientos de retailers en estos tres destacados países del sur de Europa en los que pasa a operar la multinacional. Un área cuyo valor como mercado online estima, de manera conjunta, que alcanzaría los 150.000 millones de euros.

Una cifra similar, aunque no tan elevada, a la que contaría el mercado norteamericano, al que Clearpay aterrizaba hace dos años y medio y en el que ahora “estamos manejando más de mil millones de dólares en valor bruto de mercancías al mes” y creciendo en valores del “200 por ciento interanual”. Un crecimiento que esperan ver reflejado ahora en su nueva apuesta por el sur de Europa. Donde “creemos firmemente en las oportunidades” de crecimiento y en el “tamaño que podría llegar a representar” para el modelo de negocio de esta compañía de servicios, como respuesta ante el increíble aumento de las ventas online que se está experimentando, tanto en la región como a nivel global, como consecuencia de la pandemia por coronavirus. Un crecimiento que desde la compañía australiana sitúan como el más acelerado de la última década.

Photo Credits: Clearpay, página oficial de Facebook.