• Inicio
  • Noticias
  • Moda
  • Esta marca convierte los desechos de moda en nuevas prendas

Esta marca convierte los desechos de moda en nuevas prendas

Por Joshua Williams

22 jul 2022

Moda

Foto sitio web Re;code

México - Cada mes, en NewsBytes, presentamos una marca de moda que aborda el negocio de forma diferente e innovadora, o que opera fuera de los principales sistemas y capitales de la moda. Esta marca es seleccionada por nuestra colaboradora, Sass Brown, quien es experta en moda ética, sostenibilidad y artesanía. Sass solía ser la decana de Arte y Diseño del Fashion Institute of Technology y es la decana fundadora del Dubai Institute of Design and Innovation.

Re;code, basada en Seúl, Corea, es una pequeña parte parte de un conglomerado más grande llamado Kolon Industries. Su enfoque es utilizar las existencias muertas y los materiales desperdiciados de las otras etiquetas que se producen bajo la misma empresa paraguas. Utilizan el inventario muerto de su propio almacén. Pero además usan residuos militares y residuos industriales, como sobrantes de autos, que bien pueden ser fundas de asientos, bolsas de aire y cinturones de seguridad, por ejemplo. En general, tienen varias fuentes únicas para obtener sus materiales.

¿Prefieres escuchar? El podcast completo sobre este tema se encuentra aquí.

Además, Re;code utiliza desechos post consumo, lo que suma a su estética. Sass describe este proceso como “desmontar, reconstruir y rediseñar”. Lo que se puede ver claramente en sus diseños. “Muchas veces en una nueva prenda se ve un pedazo de otra, como la mitad de la parte delantera de una chaqueta, o bien otra pieza que está del revés, o se ven los detalles de los bolsillos de una chamarra o un suéter que se ha aplicado sobre otro suéter o sobre una camisa, por mencionar algunos ejemplos. Dejar ver la reconstrucción de las piezas y el proceso de unir distintas prendas con mucha claridad es parte de su estética”, dice Sass.

A menudo, cuando los diseñadores utilizan desperdicios, su visión se impulsa por los materiales que tienen disponibles, y eso define la estética. “Ese siempre es el caso cuando hablas de que el ‘upcycling’ viene de recursos limitados, especialmente cuando hablas de cortes o de telas en donde puedan haber pedazos de formas y tamaños extraños y tienes cantidades limitadas”, dice Sass. “Re;code sí tiene su propia estética y tiene un estilo distinto”. Como parte de la marca Re;code, muchas piezas en la colección vienen con una etiqueta que indica la cantidad de piezas hechas con ese estilo, ya sean seis o cuatro piezas, lo que le añade un toque de exclusividad a la marca.

Además de su propio trabajo, Re;code está desarrollando una reputación de cerrar atractivas colaboraciones. Una reciente fue con Nike, donde reciclaron sus prendas desechadas para convertirlas en piezas totalmente rediseñadas y reconstruidas que eran muy exclusivas de Re;code, aunque fueron construidas con prendas y materiales desechados de Nike.

Como un esfuerzo adicional, el equipo de Re;code trabaja en otros subproyectos de la marca. Por ejemplo, el servicio llamado ReCollection. Se trata de un servicio de personalización. Los clientes pueden llevar cualquier prenda de cualquier marca y ellos la rediseñan y rehacen a su medida. “Es un servicio fabuloso para poder reutilizar esas 20 prendas extrañas que tienes en el fondo del armario y que nunca te has puesto, ni te pondrás”, dice Sass. Otro proyecto se llama ReNano, que se trata de una línea más pequeña centrada en el uso de todo tipo de materiales subsidiarios que se utilizan en las prendas, como etiquetas, botones y cremalleras.

Re;code también ofrece experiencias para los consumidores, como talleres de confección, pop-ups y exposiciones. Es una oportunidad para que muestren y compartan sus habilidades, al mismo tiempo que exhiben su trabajo. Recientemente abrieron un nuevo espacio de arte en colaboración con uno de los principales museos de arte contemporáneo de Seúl. La colaboración, llamada ReSpace, muestra la moda en un contexto artístico.

“Hay tantos componentes distintos a lo que hacen, y eso es lo que los hace muy accesible”, dice Sass. “Por ejemplo, puede que no compres una de sus seis chaquetas rediseñadas hechas a mano, pero podrías participar en uno de los talleres. O incluso podrías comprar materiales de sus máquinas expendedoras para hacer y reparar prendas en casa, un proyecto que nació con la pandemia”.

Al preguntarle a Sass sobre qué pueden aprender las grandes marcas u organizaciones de Re;code, ella comenta que su modelo de uso de desperdicios es lo más interesante. “Muchas marcas se encuentran bajo el paraguas de Kolon Industries, y todas generan desperdicio. Así que Re;code capitaliza ese desperdicio. Creo que es un modelo fantástico para quien sea que esté produciendo moda, desarrollar otra marca que se base en el desperdicio que producen”.

Para conocer más sobre Re;code, puedes visitar su sitio web www.kolonmall.com/recode.

MODA SOSTENIBLE
Moda Sustentable
News Bytes
ReCode