• Inicio
  • Noticias
  • Moda
  • Diesel entra en la segunda mano con “Diesel Second Hand”

Diesel entra en la segunda mano con “Diesel Second Hand”

Por Jaime Martinez

4 nov 2021

Moda

Photo Credits: Diesel.

La firma de modas Diesel, junto a Maison Margiela, Viktor&Rolf, Marni, Jil Sander o Amiri una de las principales marcas comerciales del Grupo OTB, fundado por el controvertido empresario italiano Renzo Rosso, se acaba de convertir en la última casa de modas en desembarcar en el mundo de la segunda mano. Sector en auge y máxima tendencia en moda como respuesta a las preocupaciones sociales y de los consumidores por unos nuevos modos de consumo más sostenibles, en el que la firma italiana se adentra con la iniciativa “Diesel Second Hand”.

Surgida como una experiencia piloto a favor de la circularidad, sobre cuyos primeros pasos la marca italiana comenzaba a transitar durante esta pasada temporada estival, a través de “Second Hand” desde Diesel se han encargado de reunir una amplia selección de vaqueros de segunda mano —más de 900 pares durante esta primera fase— tanto para ellas como para ellos, de los que la marca se encargará de alargar su vida útil, devolviéndolos al mercado. Una acción que ya ha comenzado a realizar a través tanto del canal físico como del online, poniendo las piezas a la venta tanto en una selección de sus tiendas en Italia, como desde sus distintos portales online para los mercados europeos. Unas plataformas oficiales desde la que de esta forma las piezas quedarán al alcance de los clientes europeos de la firma.

“Diesel Second Hand es un paso hacia la circularidad”, así como “un hito vital en nuestro camino hacia la vida responsable”, explican desde la propia página oficial de Diesel; en relación a una iniciativa dirigida a lograr “mantener los productos Diesel vivos y coleando durante muchos años”.

Photo Credits: Diesel.

Una iniciativa circular que permite ahorrar agua y disminuir la carga en emisiones de carbono

Para entender como funciona este proceso, desde Diesel explican que todo nace de una primera fase en la que, desde sus tiendas en Italia, se recogen piezas Diesel originales de segunda mano, que son evaluadas “cuidadosamente por nuestros expertos”. Una vez comprobado su estado y las condiciones de cada una de las prendas, estas se restauran a través de la colaboración de algunos de los principales proveedores de la compañía, para por último ponerse a la venta a través de esa selección de tiendas físicas de Diesel en Italia, y de sus distintas plataformas online para Europa. Donde encontraremos las prendas en una horquilla de precios que va de los 65 euros de unos vaqueros, hasta los 145 euros de una chaqueta vaquera.

Como paso previo a esa puesta a la venta, se pone especial cuidado en las 4 fases que conforman el periodo de reacondicionamiento de las prendas. Proceso que se inicia con una primera limpieza y desinfección de cada una de ellas, para posteriormente realizar pequeñas reparaciones dirigidas especialmente al ajuste de botones y cremalleras, el arreglo de pequeños desperfectos o al ajuste de los signos de rotura y desgaste propios que puedan presentar cada una de las piezas. Sobre las que posteriormente se imprime el logotipo “Second Hand” para dejarlas marcadas como prendas de esta iniciativa a favor de la circularidad, dándoles por último unos tratamientos OdorCrunch y ViralOff, desarrollado por Polygiene, que permiten, respectivamente, eliminar los olores de los tejidos así como reducir en más del 99 por ciento la presencia de microbios.

Photo Credits: Diesel.

Superada ya esta fase de limpieza, antes de su puesta definitiva a la venta cada una de las prendas se clasifica según su estado final en unos baremos que van de 1 a 2 y 3 estrellas. Para el caso primero, encontraremos con una estrella y en una condición como “buena”, a las prendas que estén ligeramente desgastadas, con pequeñas imperfecciones o presenten algunos signos de uso. Con dos estrellas, y en una “muy buena” condición, las prendas con ligeras señales de uso y que puedan tener pequeñas imperfecciones. Y por último, y en lo más alto de la clasificación, tendremos a unas prendas con tres estrellas y la condición de “excelente”, en el caso de tratarse de piezas que están como nuevas, sin daños y que pueden presentar “mínimos” signos de uso.

“Se necesitan casi 4.000 litros de agua para la fabricación de un solo par de jeans”, según los métodos tradicionales, mostrándose de este forma la medida como una acción que favorece el que podamos ahorrar ese agua alargando la vida útil de unas prendas que ya están fabricadas, a través de Diesel Second Hand, explican desde la firma. Iniciativa con la que, al igual que con el agua, Diesel contribuye a minimizar las emisiones vinculadas a una industria de la moda, cuya huella de carbono “es mayor que la de Italia, Francia y Alemania juntas”. Y todo ello mientras nos invitan a participar de un fenómeno como el de la reventa, un sector que “está creciendo veinte veces más rápido” que el de “las ventas de productos nuevos”, y con el que igualmente podremos hacer destacar nuestro fondo de armario. “En un mundo de 7.900 millones de personas en el que una persona tiene un promedio de seis pares de jeans”, añaden desde Diesel, “destaca con Diesel Second Hand”.