Así fue el desfile de Armani (a puerta cerrada) de Milán

Madrid – Ante el creciente brote de coronavirus que asola Italia, fueron muchas las firmas participantes en esta última edición de la Semana de la Moda de Milán que optaron por celebrar sus desfiles a puerta cerrada, o ante la asistencia de un número muy limitado de invitados. Entre ellas la dirigida por el célebre diseñador italiano Giorgio Armani, previsto para la tarde del pasado domingo 23 de febrero, y que la propia firma se encargaba de anunciar que se realizaría finalmente a puerta cerrada tan solo unas horas antes de que diera comienzo.

“El desfile de Giorgio Armani Women’s FW20-21 se llevará a cabo a puerta cerrada”, anunciaba la propia firma a través de un comunicado difundido por sus diferentes perfiles en redes sociales. “Una medida preventiva decidida por el Sr. Armani para apoyar los esfuerzos nacionales para salvaguardar la salud pública”. Una escueta nota que terminaba instando a todo aquel que lo deseara a seguir la retransmisión en directo del espectáculo a través de internet.

Así fue el desfile de Armani (a puerta cerrada) de MilánAsí fue el desfile de Armani (a puerta cerrada) de MilánAsí fue el desfile de Armani (a puerta cerrada) de Milán

Terciopelo negro y mensaje de solidaridad hacia China

La colección presentada por Armani construía un interesante diálogo entre los armarios masculinos y femeninos, recreando una atmósfera repleta de un “romanticismo sutil” dominada por la elegante presencia del terciopelo negro. Tejido que “fija el ritmo en siluetas fluidas” y de hombros marcados, aportando movimiento y suntuosidad.

Estampados de “chevron”, ribeteados, abrigos envolventes, chaquetas de alta botonadura y pantalones bombachos acompañados de botas, se reinterpretaban en clave femenina. Arrojando uniformes de inspiración militar que perdían su “rigor” bélico apostando por una estética de “apariencia más elegante”. Pantalones rectos, abrigos de punto, bolsos geométricos y vestidos brillantes, eran algunos otros de los elementos más destacables de esta colección, construida en torno al negro como color dominante de la escena, en combinación con intensos destellos en rosa, verde azulado y gris perla.

Como guiño a su público chino y muestra de apoyo a la difícil situación que vive el gigante asiático, Armani quiso lanzar un “mensaje de amor para China”, “país con el que el diseñador siempre ha mantenido un vínculo especial, tanto estético como cultural”. Para lo que Armani decidió finalizar el desfile con una selección de diseños de sus colecciones Armani Privé Primavera/Verano de 2009 y 2019 específicamente inspirados en el país asiático.

Así fue el desfile de Armani (a puerta cerrada) de MilánAsí fue el desfile de Armani (a puerta cerrada) de MilánAsí fue el desfile de Armani (a puerta cerrada) de MilánAsí fue el desfile de Armani (a puerta cerrada) de Milán

Photo Credits: Cortesía de Giorgio Armani.

 

Noticias relacionadas

MÁS NOTICIAS

 

ÚLTIMAS OFERTAS DE TRABAJO

 

LO MÁS LEÍDO