Vanity Fair España despide a su directora de moda por unos comentarios “ofensivos e indefendibles”

Madrid- La revista Vanity Fair España, una de las principales publicaciones del grupo editorial Condé Nast, anunciaba el pasado sábado el despido fulminante de su directora de moda, Beatriz Moreno de la Cova. A causa de unos polémicos comentarios calificados de racistas, que la editora vertía a través de un Stories de su cuenta personal de la conocida red social Instagram.

“No soy racista, pero…”, comenzaba comentando la editora de moda, para a continuación añadir que “todas las chinas las veo iguales… y las negras también, y las blancas también”. Unas desafortunadas declaraciones que de la Cova realizaba el pasado viernes durante uno de los desfiles de esta última Semana de la Moda de París, precisamente ante una modelo asiática y otra de color que posaban frente a la nube de medios y de fotógrafos allí congregados.

“Esto es lo que ocurre cuando estás en una posición de poder y privilegio en la que te sientes completamente cómoda para hacer este tipo de comentarios racistas públicamente”, denunciaba la reconocida organización SOS Racismo Madrid, a través de un publicación en su blog esracismo en la que exigía “repercusiones inmediatas”. Para a continuación aludir a una persona del sector, “que prefiere mantener el anonimato por razones laborales”, para asegurar que “no es extraño” que Beatriz Moreno de la Cova “haga comentarios racistas y ofensivos, en un ámbito”, como el de la moda, “en el que estos se vierten especialmente hacia las mujeres, así como también se ridiculiza a las modelos por su edad”.

A pesar de que el vídeo fue eliminado rápidamente por su autora de su cuenta de Instagram, donde oficialmente cuenta con más de 15.000 seguidores, diferentes plataformas, como la citada esracismo, se encargaron de su difusión. “Una de esas seguidoras ha sentido la indignación que compartimos y nos ha contactado para denunciarlo”, indicaban desde la propia organización, añadiendo que “el hecho de haberla borrado”, “sin una disculpa, sin un poco de autocrítica y sin asumir responsabilidades”, “implica que es consciente de la gravedad de sus palabras o, al menos, de que le puede traer algunas consecuencias a nivel mediático”.

Respuesta de Condé Nast: “ofensivos e indefendibles”

Unas consecuencias que tardarían menos de 24 horas en llegar, a través de un comunicado oficial emitido por la propia publicación a través de su cuenta oficial en la misma red social. Mediante el que anunciaba que de la Cova había sido despedida de forma “inmediata”, y ya no forma parte del equipo editorial de la revista.

“Condé Nast España es consciente de los comentarios realizados en el Instagram de uno de los empleados de Vanity Fair, ante los que hemos tomado acción inmediata”, se afanaba en anunciar la conocida publicación. “Como empresa, tenemos tolerancia cero al racismo y a cualquier comentario que evoque el racismo. Los comentarios publicados son ofensivos e indefendibles”. A lo que desde la conocida revista añadían que “esta persona ya no trabaja para la compañía”. “Nuestros equipos editoriales de moda y belleza en todo el mundo tienen el compromiso de promover y celebrar la diversidad y la inclusión en todas sus formas, algo que forma parte de la esencia de Vanity Fair”.

Photo Credits: Condé Nast.

 

Noticias relacionadas

MÁS NOTICIAS

 

ÚLTIMAS OFERTAS DE TRABAJO

 

LO MÁS LEÍDO