• Inicio
  • Noticias
  • Gente
  • El futuro de Jeff Bezos como exdirector ejecutivo de Amazon: de liderar la carrera espacial a impulsar nuevos productos

El futuro de Jeff Bezos como exdirector ejecutivo de Amazon: de liderar la carrera espacial a impulsar nuevos productos

Por Jaime Martinez

3 feb. 2021

Gente

Madrid – Coincidiendo con la publicación de los resultados financieros generados por la multinacional del comercio online durante su último ejercicio, finalizado el pasado 31 de diciembre de 2020, Jeff Bezos, fundador y consejero delegado de Amazon, ha anunciado que dejará su posición como CEO dentro de la empresa para pasar a ocupar el cargo de presidente ejecutivo. Un cambio de liderazgo que se procederá a realizar durante el tercer trimestre de este próximo ejercicio fiscal de 2021, en el que se encuentra ya inmerso la compañía, habiéndose designado a Andy Jassy, actual director del servicio Amazon Web Services (AWS), como futuro sucesor de Bezos al frente de Amazon.

Así pues, la compañía desvelaba unas cifras que sitúan sus ventas netas totales un +37,65 por ciento por encima respecto de las generadas durante su anterior ejercicio de 2019, logrando alcanzar el valor de los 386,06 mil millones de dólares, frente a los 280,5 mil millones que obtenía durante el año anterior. Un incremento en su facturación que se veía igualmente reflejado en un capítulo de ingresos netos que se disparaba un 84,08 por ciento, tras pasar de los 11,58 mil millones de dólares de 2019 hasta los 21,3 mil millones que la compañía ha logrado generar durante un ejercicio de 2020 especialmente beneficioso para las compañías de comercio online.

“Amazon es lo que es gracias a la invención”, explicaba el propio Bezos a través de unas declaraciones difundidas por la propia multinacional estadounidense. “Juntos hacemos cosas locas que luego se vuelven normales”, añadía, “hemos sido pioneros en las reseñas de los clientes, en los pedidos rápidos ‘1 Click’, en las recomendaciones personalizadas, con los envíos increíblemente rápidos del servicio Prime, con la tecnología de compra Just Walk Out, con The Climate Pledge, Kindle, Alexa, como marketplace, con nuestros servicios de computación en la nube, con el programa de formación Career Choice, y con otras muchas cosas más”.

“Si lo haces bien, unos años después de crear algo sorprendente, lo nuevo se convierte en algo normal, y la gente empieza a bostezar. Ese bostezo es el mayor cumplido que puede recibir un inventor”, explica Bezos. “Cuando observas nuestros resultados financieros, lo que realmente estás viendo son los resultados acumulados a largo plazo de ese invento. Ahora mismo veo Amazon en su momento más inventivo, lo que hace de este momento el más óptimo para llevar a cabo esta transición”. Un cambio en la dirección del Grupo que desde la misma Amazon se encargaban de explicar, apuntando, de manera breve y concisa, que “Jeff Bezos pasará a ocupar el cargo de presidente ejecutivo durante el tercer trimestre de 2021”, cargo creado ex profeso para el fundador de la compañía, mientras que “Andy Jassy se convertirá en Director Ejecutivo a partir de ese momento”.

¿Quién es Andy Jassy?

Actual director ejecutivo de Amazon Web Services, la rama empresarial de la multinacional del e-commerce que aglutina toda su oferta de servicios de alojamiento en la nube, Jassy es graduado “cum laude” por la Escuela de Negocios de la Universidad de Harvard, en la que se graduaba en el año 1990. Estudios que se decidía a completar con un MBA en la misma escuela que culminaba en 1997. Justo ese mismo año pasaría a ingresar en las filas de Amazon, que por entonces acababa de arrancar su capítulo como empresa cotizada, convirtiéndose en el impulsor de la entrada de la compañía en las categorías de venta de música. La primera incursión de Amazon fuera de la categoría de los libros de lectura.

Ya a principios de la década de los 2000, y según se encargan de desvelar desde el Washington Post, propiedad de Bezos desde 2013 cuando fue adquirido por 250 millones de dólares —en efectivo—, Jassy continuó trabajando de manera estrecha al lado de Bezos en calidad de su asistente técnico, cargo con funciones similares a las de director de personal. Desde esa misma posición se encargaría, junto a Bezos, de impulsar el lanzamiento de Amazon Web Services (AWS). Una nueva pata del negocio de Amazon que creció ante la necesidad de la empresa de almacenar y gestionar de manera óptima una cantidad cada vez más ingente de datos, para desde ahí pasar a revolucionar la industria del software alquilando espacio en sus servidores y brindando a sus clientes un amplio catálogo de servicios de programación.

En su capítulo personal, Jassy ha pasado la mayor parte de su vida profesional en Seattle, la ciudad más grande del estado norteamericano de Washington y sede de tecnológicas como Microsoft y de Amazon; y se encuentra casado, desde 1997 y según las informaciones recogidas por el San Francisco Chronicle, con la diseñadora de modas Elana Rochelle Caplan, con quien tiene dos hijos.

“La carrera de Jassy en Amazon se define por haber llevado a Amazon a un mercado completamente nuevo, el de la computación en la nube”, explican desde el Washington Post. “Un negocio que la compañía ha llegado a dominar tan agresivamente como lidera el mundo del comercio online”. “El hecho de que ahora Jassy se haya convertido en el sucesor de Bezos”, añaden, también “ofrece información sobre Amazon”. Siendo las principales, el que “la empresa todavía apesta por acciones de alto riesgo que pueden entrañar grandes recompensas”, y el que “está menos definida por las compras online de lo que algunos podrían pensar”.

El futuro de Jeff Bezos: de impulsar su carrera espacial al desarrollo de nuevos productos

Lejos de suponer una salida de Amazon de su fundador y, por el momento, todavía director ejecutivo, la operación habría que entenderla más como una reestructuración y reasignación de funciones en el día a día de la multinacional. Aspecto que se desprende de palabras de algunos directivos de la compañía como Brian Olsavsky, director financiero de Amazon, o de las que el propio Bezos esgrimía a través de una carta interna dirigida a sus empleados. Misiva desde la que anunciaba que, desde su nueva posición, pasará a dedicar sus principales esfuerzos a sus causas filantrópicas, como la concesión de becas, fondos a familias necesitadas o ayudas para la lucha contra el cambio climático; así como a algunas otras metas y proyectos más personales como el propio Washington Post o Blue Origin. Compañía fundada hace cerca de 20 años que mantiene como su principal objetivo lograr que “millones de personas vivan y trabajen en el espacio”. Siendo este precisamente, en palabras del propio Bezos recogidas por el Post, “el trabajo más importante que estoy haciendo”. Una ambiciosa campaña a la que Bezos, a pesar de los distintos problemas con los que ha contado Blue Origin y de la delantera que parece haberle logrado sacar el empresario y emprendedor Elon Musk, ha destinado cerca de mil millones de dólares anuales.

En consecuencia, Bezos continuará “muy involucrado” en la compañía incluso después de asumir su nuevo cargo, remarcaba Olsavsky en declaraciones recogidas por el Washington Post. “Esperamos una gran continuación con esta transición”, después de la cual Bezos continuará “dejando su huella en el desarrollo de nuevos productos y también en áreas claves de innovación”. No dudando en calificar este cambio en la dirección de la compañía de similar al llevado a cabo por Bezos hace cinco años, cuando cambió la estructura de sus órganos de gestión nombrando directores ejecutivos de sus respectivas divisiones a Jassy y a Jeff Wilke, el otro principal aspirante a suceder a Bezos. “Ahora vemos que sucede algo parecido”, destacaba Olsavsky. “Jeff permanecerá en Amazon en un papel muy importante como presidente ejecutivo”. “Realmente no se marcha a ninguna parte”, siendo esto “más una reestructuración sobre quién hace qué”.

“Estoy emocionado de anunciar que durante este tercer trimestre haré la transición para convertirme en presidente ejecutivo de la junta directiva de Amazon y que Andy Jassy se convertirá en director ejecutivo”, anunciaba por su parte Bezos a través de esa carta interna dirigida a sus empleados a la que tenían acceso desde la NBC. “Por mucho que vaya a continuar fichando en la oficina, estoy entusiasmado con esta transición”. “Millones de clientes dependen de nosotros para poder ofrecer sus servicios, y más de un millón de empleados para su sustento. Ser el director ejecutivo de Amazon es una gran responsabilidad, y consume”, porque “cuando tienes una responsabilidad como esa, es difícil poder poner atención en otras cosas”. Es por ello que “desde la posición de presidente ejecutivo, tengo la intención de dedicar mis energías y poner mi atención al desarrollo de nuevos productos y al de nuevas iniciativas”. “Andy es muy conocido dentro de la empresa y ha estado en Amazon casi tanto tiempo como yo”, por lo que “será un líder sobresaliente, y goza de toda mi confianza”.

Photo Credits: Blue Origin. / Amazon.