Specialty Fashion Group le vende su portfolio de moda a Noni B por 31 millones

La industria de la moda australiana ha comenzado la semana fuerte: Specialty Fashion Group le ha vendido su cartera de marcas de moda femenina a su competidor directo, Noni B, por 31 millones de dólares.

La presidenta de Specialty Fashion, Anne McDonald, dijo tras completar una revisión del negocio, los directores acordaron de forma unánime que retener City Chic y vender las marcas restantes maximizaría el valor para los accionistas.

Como resultado, las marcas de mercado medio de Specialty Fashion Group -Millers, Katies, Rivers, Crossroads y Autograph- han pasado a manos de Noni B Group.

"En un entorno minorista desafiante y rápidamente cambiante, [Specialty Fashion] ha tenido éxito en la construcción de City Chic como un líder del mercado en el atractivo segmento de tallas grandes para mujeres", dijo la presidenta Anne McDonald el lunes.

"La transacción proporcionará la flexibilidad de financiación, la estructura corporativa y el enfoque administrativo necesarios para realizar el pleno potencial a largo plazo de City Chic".

Vale la pena recordar que a finales del año pasado, el atribulado grupo de moda australiano anunció el cierre de 300 tiendas en tres años.

Specialty Fashion se deshace de sus marcas de moda de rango tras revisión estratégica

Las marcas adquiridas por Noni B incurrieron en pérdidas totales de 6,2 millones de dólares en los 12 meses finalizados en diciembre de 2017, mientras que City Chic estaba encaminada para registrar ganancias subyacentes de entre 19 y 20 millones de dólares este ejercicio fiscal. Specialty Fashion sufrio una pérdida de 8 millones de dólares en 2017.

El acuerdo es el resultado de una revisión estratégica que ha durado siete meses, durante la cual Specialty Fashion consideró vender todo su negocio, deshacerse de marcas individuales o reunir el capital necesario para apuntalar su balance.

Los accionistas minoritarios Lazard y Sandon Capital habían pedido a la compañía que reuniera capital en lugar de vender activos a precios de saldo.

"El consejo de dirección considera que se requiere un cambio significativo para restablecer los otros negocios en la cartera, y que esto requeriría tiempo, capital y riesgo de ejecución material", destacó la presidenta de la compañía.

A raíz de las noticias, las acciones de Specialty Fashion subieron un 46 por ciento el lunes.

Imagen:Millers, Specialty Fashion Group