• Inicio
  • Noticias
  • Empresas
  • Ralph Lauren cierra ejercicio disparando ventas y volviendo a beneficios

Ralph Lauren cierra ejercicio disparando ventas y volviendo a beneficios

Por Jaime Martinez

25 may 2022

Empresas

Photo Credits: Ralph Lauren.

La multinacional de la moda estadounidense Ralph Lauren, nadando contra corriente frente a un panorama dominado por una tendencia marcada por un aumento de las ventas que termina viéndose socavado por el elevado coste de los gastos operativos de las compañías del sector, daba a conocer hace escasamente unas horas sus resultados concernientes a su último ejercicio fiscal completo de 2021/2022. Periodo anual que finalizaba este pasado 2 de abril de 2022, durante el que la compañía consiguió elevar sus ventas hasta niveles ligeramente superiores a los registrados previamente a la irrupción de esta pandemia por coronavirus, y todo ello al mismo tiempo que lograba hacer frente a las múltiples disrupciones que siguen sobrevolando en el plano internacional, disparando igualmente sus beneficios hasta terminar cerrando el ejercicio por encima de las previsiones que estimaban desde la propia dirección de la multinacional. Logro este último que no hay que olvidar que la compañía habría conseguido gracias en gran parte a su acuerdo, anunciado a mediados del pasado mes de mayo de 2021, para la venta de su cadena de modas Club Monaco a la firma de capital privado Regent.

De este modo, Ralph Lauren cerraba su ejercicio de 2021/2022, con un volumen de ventas por valor de 6.218,5 millones de dólares, unos 5.815,4 millones de euros al cambio actual. Una cifra que representa un aumento de su facturación del +41,3 por ciento frente a los 4.400,8 millones de dólares que la compañía recogía al cierre de su pasado ejercicio de 2020, así como de un +0,95 por ciento con respecto a los 6.159,8 millones de dólares que la compañía llegó a facturar al cierre de su ejercicio de 2019, finalizado a fecha del 28 de marzo de 2020, y en consecuencia prácticamente al margen de los efectos de la pandemia.

Como respuesta a este aumento de su facturación, y al buen rendimiento que han llegado a generar las estrictas políticas de un mayor y más optimizado control del gasto de sus operaciones, pese a las turbulencias relacionadas con las tensiones inflacionistas, a la caída de la confianza de los consumidores, la ralentización de la economía China como consecuencia de los nuevos brotes por coronavirus y a las incertidumbres generadas por la guerra de Ucrania, Ralph Lauren ha conseguido cerrar el ejercicio con un beneficio neto por valor de 600 millones de dólares, unos 561 millones de euros al cambio actual. Un valor muy alejado de las pérdidas de hasta -121 millones de dólares que la compañía llegaba a sumar al cierre del ejercicio de 2020, y superior en un +56,13 por ciento a los beneficios de 384,3 millones de dólares que llegaba a generar a lo largo de su anterior ejercicio completo de 2019.

“Desde nuestro último desfile de moda, hasta el lanzamiento de nuestras colecciones junto a las instituciones académicas Morehouse y Spelman, continuamos inspirando a las personas de todas las partes del mundo para que sigan soñando”, entraba a destacar el propio Ralph Lauren, presidente ejecutivo y director creativo de la compañía, a lo largo de unas declaraciones que se encargaban de difundir desde la propia firma de moda estadounidense. “Ya sea a través de nuestra ropa o de nuestra manera de pensar sobre el impacto que tenemos sobre nuestro planeta, conseguimos imprimir sobre todo cuanto hacemos un espíritu de optimismo y de atemporalidad, que le ofrece a la gente una sensación de que todo es posible”, añade, apuntando así a lo que estima que sería una de las principales causas que permiten a la compañía mantener una estrecha conexión con su comunidad de clientes, capaz de resistir a envites como los que planean actualmente en la escena internacional.

De otro lado, añadía por su parte Patrice Louvet, presidente y director ejecutivo de Ralph Lauren, “nuestros equipos en todo el mundo ofrecieron un comportamiento excepcionalmente positivo, consiguiendo entregar unos resultados para el cuarto trimestre y para todo el ejercicio completo, que superaron nuestras expectativas”. Y todo, mientras “continuamos avanzando en nuestros compromisos estratégicos a largo plazo”.

Previsiones para el nuevo ejercicio de 2022/2023

Sobre estos buenos resultados, desde la multinacional de la moda estadounidense han querido ofrecer una guía sobre las previsiones que estiman para este nuevo ejercicio fiscal de 2022/2023. Periodo para el que esperan un aumento de cerca del +8 por ciento de las ventas, mismo crecimiento que estiman para el primer trimestre de ejercicio, sobre la previsión de un año para el que prevén que los ingresos se vean especialmente limitados como consecuencia de los tipos de cambio, mientras que valoran que la rentabilidad del Grupo siga aumentando, gracias aun mayor ajuste del precio de venta medio de sus artículos y de una optimización en productos y canales de sus operaciones, que deberá permitir compensar con crecer la mayor inflación y el aumento de los costes de fletes y de producción.

“Hemos sentado las bases para un crecimiento fuerte y sostenible y para la creación de valor, durante el año fiscal de 2022/2023”, añadía Louvet. “A medida que continuamos navegando en un entorno macroeconómico global altamente dinámico, nuestro crecimiento se verá respaldado por la fortaleza de nuestra marca y de nuestro múltiples motores de crecimiento”, entre los que se encontrarían “desde la captación de nuevos consumidores de alto valor, al desarrollo de categorías de productos de alto potencial y la expansión por geografías y canales”.

También te puede interesar:
RALPH LAUREN
resultados anuales
resultados financieros