• Inicio
  • Noticias
  • Empresas
  • Inditex sella la paz en su principal centro logístico

Inditex sella la paz en su principal centro logístico

Por Jaime Martinez

20 dic 2021

Empresas

Photo Credits: Zara, página oficial.

Tras más de diez meses de negociaciones y las más de 22 reuniones mantenidas entre los representantes de la multinacional española y los delegados sindicales que actúan en nombre de sus trabajadores, se ha logrado firmar finalmente la paz en Inditex Plataforma Europa. La plataforma logística con la que el Grupo textil cuenta en la localidad española de Zaragoza, uno de los principales centros de distribución a escala internacional desde el que se distribuyen los artículos de la línea femenina de Zara, la principal cadena de la compañía, cuyos empleados han llegado a un acuerdo definitivo con la multinacional para la formalización de un nuevo acuerdo colectivo.

Con la firma de estos nuevos términos, que afectarán al total de los cerca de 1.750 trabajadores que de promedio el Grupo emplea en este importantísimo hub logístico de Zaragoza, se logra poner fin a las tensas negociaciones que venían manteniendo las partes a lo largo de estos últimos meses. Un enfrentamiento que terminaba desembocando en la convocatoria de una huelga de 3 días, durante los que se llevaron a cabo una serie de protestas contra la dirección y se procedieron a celebrar una serie de paros productivos que, tal y como adelantamos entonces desde FashionUnited, llegaron a contar con un seguimiento de cerca del 90 por ciento de los trabajadores.

Photo Credits: Inditex Plataforma Europa. Inditex, fotografía de archivo.

Una votación ajustada

Con la mirada puesta así pues en lograr dejar atrás este capítulo de hostilidades entre la dirección de la plataforma y sus empleados, la dirección y el comité de empresa de Inditex Plataforma Europa, formado por representantes de las organizaciones sindicales CGT, CCOO, Fetico y OSTA, alcanzaban durante la pasada semana del 6 al 12 de diciembre un principio de acuerdo. Documento que no obstante dejaba la puerta abierta a que fueran los propios trabajadores los que, mediante votación, terminasen por definir los términos del nuevo acuerdo colectivo.

Era así pues partiendo de esta base, cómo los trabajadores pasaban el pasado lunes, día 13 de diciembre de 2021, a realizar una primera votación, tras la cual terminaba por descartarse una de las tres opciones primeramente acordadas entre la dirección y el comité de empresa. Dejando ya para una segunda votación, que tenía lugar este pasado viernes 17 de diciembre, el escoger entre una de las dos opciones restantes que habían logrado reunir unas mayores mayorías durante esa primera votación: la primera, la de una nueva jornada laboral con una reducción de 64 horas anuales con una subida salarial del +6,7 por ciento del sueldo, en tres años; y la segunda, la opción de una jornada con reducción de solamente 16 horas anuales, pero con una subida del +10,3 por ciento del salario.

Una manera de actuar con la que se buscaba poder recabar el máximo número de apoyos para la opción que saliese finalmente escogida, en un entendimiento que finalmente no ha salido del todo como esperaban sus promotores. Puesto que la opción finalmente escogida, la de la subida del +6,7 por ciento, lo hacía con un respaldo del 50,7 por ciento, con un total de 660 votos a favor sobre la base de los 1.301 votos totales emitidos, mientras que la segunda opción, la de la subida del +10,3 por ciento, recibía el respaldo del 49,3 por ciento restante, con un total de 641 votos. Un estrecho margen de tan solo 19 votos.

Photo Credits: Inditex Plataforma Europa. UGT, fotografía de archivo.

Más conciliación frente a mayores ingresos

El acuerdo definitivo recogería la que era la opción preferida por los representantes sindicales, a pesar de acarrear esta un incremento de tan solo un +6,7 por ciento, que termina situándose por detrás del +7,7 por ciento de máximo que la multinacional española había propuesto como último acuerdo antes de la celebración de la huelga. Encontrándose la principal diferencia a este respecto en que entonces desde Inditex planteaban una reducción de 16 horas anuales, que ahora se ha terminado estableciendo en un número de 64 horas.

De igual manera, la opción que finalmente ha salido aprobada lo ha hecho igualmente desbancando a ese ofrecimiento de subida del +10,3 por ciento del salario, con reducción de 16 horas anuales, que llegaban a prometer desde la multinacional textil y que terminaba colocándose como la segunda opción más valorada entre los trabajadores del hub logístico. Algo que sí debiéramos de entrar a analizar, encontrando en esta postura una muestra más de ese importante cambio que parece estar gestándose en el seno de las relaciones laborales. Unos tratos en los que, como ha sido este el caso, empiezan a pesar más aspectos relacionados con la conciliación laboral y con el poder disfrutar de una mayor cantidad de tiempo para uno mismo, que las contrapartidas de las que se pudieran llegar a disponer en términos de mayores ingresos.

“La plantilla ha apostado por una mejor calidad de vida”, entraba a explicar Félix Martínez, presidente del comité de empresa de Inditex Plataforma Europa, a través de unas declaraciones que se encargaban de recoger desde el medio local El Periódico de Aragón. Con esta decisión, añadía Martínez, quedan así pues claras las preferencias de la plantilla “por la conciliación familiar”, y no “por ese tentador reparto de los beneficios en forma de incremento salarial”.

Aplicación escalonada hasta 2024

Una vez acordados los términos base por el que pasará a regirse este nuevo convenio colectivo para los trabajadores del hub logístico de Inditex en Plaza, nombre por el que se conoce al recinto logístico Plataforma Logística de Zaragoza, los términos del mismo se aplicarán de manera escalonada.

De esta forma, en lo que respecta a la reducción de 64 horas, esta se practicará a lo largo de los dos próximos años, con una reducción de 32 horas para este próximo año de 2022, a la que seguirá una segunda reducción de otras 32 horas en 2023. Mientras que en lo que concierne al sueldo, la subida del +6,7 por ciento se practicará de igual manera de forma progresiva, en su caso a lo largo de los tres próximos años. Contemplándose en este sentido una subida del +2,5 por ciento para 2022, de un +2,2 por ciento para 2023, y de un último +2 por ciento para 2024. Ejercicio en el que se completará el incremento de salario pactado, en base a unos términos que también contemplan respetar la subida interanual del IPC y el abono de unos atrasos que fructificarán en el pago de entre unos 800 y 1.000 euros de media para los trabajadores del centro logístico.