• Inicio
  • Noticias
  • Empresas
  • El Gobierno “calienta” el comercio: aire acondicionado a 27 grados, calefacción a 19 y escaparates apagados a las diez

El Gobierno “calienta” el comercio: aire acondicionado a 27 grados, calefacción a 19 y escaparates apagados a las diez

Por Jaime Martinez

2 ago 2022

Empresas

Photo Credits: Teresa Ribera, vicepresidenta tercera y ministra para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, en una fotografía de archivo. Pool Moncloa, Borja Puig de la Bellacasa.

Tal y como se encargase de adelantar el propio Presidente del Gobierno de España, Pedro Sánchez, el pasado viernes 29 de julio, el Ejecutivo que preside, en Consejo de Ministros celebrado ayer lunes día 1 de agosto, terminaba por aprobar un Real Decreto-Ley con un Plan de choque de ahorro y gestión energética en climatización. Un conjunto de medidas aprobadas en el contexto de la actual guerra que está teniendo lugar en Ucrania, y que tienen como objetivo último el reducir de manera rápida el consumo de energía en edificios administrativos, comerciales y de pública concurrencia.

Contemplando una serie de iniciativas de hondo calado que se harán sentir por todo el conjunto de la población y por todos los ciudadanos una vez oficializada la medida, con su entrada en vigor previa publicación en el Boletín Oficial del Estado, el nuevo “Plan de choque”, aprobado a propuesta del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, viene a completar el actual Reglamento de Instalaciones Térmicas en Edificios (RITE), así como a mostrarse como un paso previo a la presentación, programada para finales del próximo mes de septiembre, de un nuevo Plan de contingencia energética que ya se encuentran preparando desde el Ejecutivo. Medidas estas que se implementarán, sumándose o en su caso hasta intensificando a las anunciadas en el día de ayer, en respuesta al compromiso adoptado por los 27 países miembros de la Unión Europea para reducir voluntariamente su consumo de gas, en su intento por minimizar, detallan desde el Gobierno, el impacto económico y social de un eventual corte de suministro de gas ruso.

“En esta línea”, trataban de sintetizar desde el propio Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico a través de un comunicado oficial, “las medidas aprobadas hoy se orientan a reducir el consumo rápidamente –los cambios de comportamiento pueden reducir la demanda de gas y petróleo un 5 por ciento a corto plazo– y a potenciar la electrificación de la economía y la reducción del consumo de gas de origen fósil”. Fines que se tratarán de alcanzar con una acción combinada de nuevas obligaciones, por un lado, así como de nuevas líneas de ayuda económica para aumentar el ahorro y la eficiencia energética de las empresas.

Photo Credits: Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico.

Escaparates apagados y limitaciones a la calefacción y al aire acondicionado

Empezando por la siempre polémica cuestión de las obligaciones, completando a las ya contempladas en el Reglamento de Instalaciones Térmicas en Edificios (RITE), el Real Decreto-Ley aprobado esgrime un conjunto de nuevas medidas que deberán comenzar a implantar todos los establecimientos comerciales, tales como grandes almacenes o centros comerciales; los edificios de las administraciones públicas; los espacios culturales, como cines y centros de congresos; o las infraestructuras vinculadas al sector transporte, como estaciones de tren o aeropuertos. Una suma de iniciativas aprobadas con carácter temporal para las que, en su mayoría, se establece un periodo para su implementación de 7 días desde su publicación en el BOE, y que se mantendrán en vigor, como mínimo, hasta el próximo 1 de noviembre de 2023.

A este respecto, en materia de refrigeración, y en mitad de uno de los veranos más calurosos de los que se recuerdan, desde el Ejecutivo han puesto punto y final a la práctica de tratar de esquivar las altas temperaturas y de buscar refugio en el interior de tiendas y centros comerciales, imponiendo el que todos los edificios de pública concurrencia pasarán a tener una calefacción y refrigeración limitadas, a entre 19 y 27 grados. Teniendo en este caso 7 días desde la publicación de la norma para su aplicación.

De manera adicional, los escaparates de las tiendas y de los centros comerciales tendrán que apagarse a partir de las 22:00h. Mientras que, en los edificios públicos, la medida se aplicará de igual modo en todos aquellos que estén desocupados a partir de la misma hora.

Con vistas ya a un plazo algo más amplio, para antes del próximo 30 de septiembre los mismos espacios, incluidas tiendas, hoteles, cines o teatros, deberán disponer de cierres automáticos en sus puertas de acceso para impedir el que estas puedan permanecer permanentemente abiertas, garantizando así reducir las pérdidas de energía al exterior. Un objetivo en materia de eficiencia energética, que se buscará igualmente alcanzar con la obligatoriedad de pasar una inspección extraordinaria, antes del 31 de diciembre de 2022, para todos aquellos inmuebles que pasasen una inspección antes del 1 de enero de 2021.

Para dar buena cuenta de su cumplimiento, así como de las iniciativas adicionales que se decidan a adoptar en materia de eficiencia energética y de reducción del consumo, también se ha acordado que todos los espacios y lugares sujetos a esta serie de obligaciones deberán contar con carteles o pantallas desde las que se publicite su implementación. Acción que deberán introducir en un plazo de 7 días, y mantener durante toda la vigencia de este nuevo Plan, marcada en estos momentos hasta el próximo 1 de noviembre de 2023.

Photo Credits: Teresa Ribera, vicepresidenta tercera y ministra para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, en una fotografía de archivo. Pool Moncloa, Borja Puig de la Bellacasa.

Nuevas ayudas de 100 millones de euros para la eficiencia energética en la Industria y las pymes

Además de esta lista de nuevas obligaciones en materia de reducción del consumo, así como de la otra buena serie de iniciativas aprobadas ayer por el Ejecutivo para avanzar en la sustitución de los combustibles fósiles por energías renovables, con un nuevo empuje a la producción de gases renovables, como el biogás, biometano o el hidrógeno, o la celebración de una nueva subasta de energía eólica y fotovoltaica, se han aprobado una serie de nuevos paquetes de ayudas. En concreto, y a través del propio Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, hoy se sacará a consulta pública una nueva línea de 100 millones para el sector terciario; mientras que se aprueba ampliar con otros 100 millones adicionales el actual Programa de eficiencia energética en la industria, para industria y las pequeñas y medianas empresas; e igualmente se saca a audiencia pública una propuesta con las bases para las ayudas, con una dotación de 150 millones de euros, para la financiación de proyectos innovadores de almacenamiento energético hibridados con instalaciones renovables, tanto nuevas como existentes.

De manera más detallada, y en lo que refiere ya única y exclusivamente a los nuevos fondos adicionales para industria y pymes, el Programa de eficiencia energética en la industria, en marcha desde 2019 y con una vigencia hasta junio de 2023, recibirá una dotación adicional de 100 millones de euros. Cifra que eleva hasta los 633 millones la dotación del Programa desde su puesta en marcha, una suma de fondos con la que se busca subvencionar mejoras de la tecnología en equipos y procesos industriales, así como la implantación de sistemas de gestión energética que permitan reducir el consumo y los costes de la energía de las empresas, aumentar su competitividad, dinamizar la actividad económica y fomentar la creación de puestos de trabajo.

En este línea, y sumándose a las más de 2.600 solicitudes de ayuda, por valor de hasta los 400 millones de euros, que ha recibido el Programa desde que empezara su andadura, el Ministerio, a través del Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía (IDAE), buscará subvencionar acciones como la renovación de sistemas de producción de vapor y agua caliente; la regulación de motores mediante variadores electrónicos de velocidad; la sustitución del sistema de iluminación por LEDs de alta eficiencia energética; la mejora del rendimiento en caldera por sustitución de quemador ; la recuperación de calores residuales; la sustitución de máquinas de inyección de plástico por otras más eficientes; la optimización energética en la generación de frío industrial; la mejora de la eficiencia energética en proceso de acabados textiles; o la sustitución de compresores de aire por equipos de alta eficiencia.

; la recuperación de calores residuales; la sustitución de máquinas de inyección de plástico por otras más eficientes; la optimización energética en la generación de frío industrial; la mejora de la eficiencia energética en proceso de acabados textiles; o la sustitución de compresores de aire por equipos de alta eficiencia.

“Dotado en su origen con 307,6 millones, el presupuesto actual del Programa, tras esta ampliación de 100 millones, asciende a 633 millones”, pormenorizan desde el Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico; al tiempo que detallan que, “como hasta ahora”, aquellas “comunidades y ciudades autónomas que vayan agotando el presupuesto que tengan asignado pueden solicitar más fondos”.

TAMBIÉN PUEDE INTERESARLE:
GOBIERNO DE ESPAÑA
GUERRA
RUSIA
UCRANIA
UNION EUROPEA