• Inicio
  • Noticias
  • Empresas
  • El Corte Inglés planteará procesos de movilidad entre centros y cambios en las condiciones de trabajo como resultado de los ajustes

El Corte Inglés planteará procesos de movilidad entre centros y cambios en las condiciones de trabajo como resultado de los ajustes

Por Jaime Martinez

23 mar. 2021

Empresas

Madrid – Continúan los tira y afloja en el marco de las negociaciones entre El Corte Inglés y los representantes sindicales de sus trabajadores encaminadas a abordar el profundo plan de ajustes que ha puesto en marcha la compañía de grandes almacenes española. Cuya Comisión Negociadora, integrada por los delegados de los sindicatos CCOO, Fasga, Fetico y UGT, mantenía en el día de ayer, lunes 22 de marzo, su quinta reunión con los representantes de la compañía.

El encuentro mantenido en la jornada de ayer servía así para acercar posturas entre las partes, pero no para cerrar un acuerdo definitivo entre los portavoces de la empresa y los representantes de sus trabajadores. Unos delegados sindicales que, a pesar de los nuevos e importantes puntos introducidos ahora por la compañía, y de los sustanciales cambios que estos han terminado reflejando en la contraoferta presentada respecto de la propuesta inicial planteada desde El Corte Inglés, siguen viendo los términos expuestos en el acuerdo como insuficientes y muy alejados de sus demandas.

Procesos movilidad entre centros y modificaciones de las condiciones de trabajo

Entrando a analizar la nueva propuesta presentada por la compañía de grandes almacenes, los portavoces de la empresa han mejorado sustancialmente la práctica totalidad de los puntos que integraban su oferta inicial.

Así, en lo relativo a las indemnizaciones por extinciones de contratos, la compañía ha accedido ahora a igualar los términos de las voluntarias y las forzosas con una indemnización de 25 días por año trabajado con un máximo de 15 mensualidades. Planteando eso sí para el personal que lo haga de manera voluntaria un plan de primas de salida que irá de los 2.000 euros para aquellos trabajadores con un salario inferior a los 25.000 euros, a los 4.000 euros para los salarios entre 25 y 50 mil, y los 6.000 euros para los trabajadores con un sueldo superior a los 50 mil euros. Abriendo la puerta a su vez a que puedan participar de este proceso de adscripción voluntaria cualquier miembro del personal de la empresa, independientemente del área o del centro en el que trabajen y de que este se vea o no afectado por el plan de reorganización de la compañía. Que plantea ahora una reducción de un -5 por ciento en el número de afectados del proceso respecto de su propuesta inicial, en el caso de que no se lograse alcanzar el número de extinciones voluntarias.

Entre las nuevas condiciones, y como resultado estimamos de ese cambio introducido para que puedan participar del plan de ajustes cualquiera de los miembros del personal de la empresa, la compañía ha comunicado a los representantes sindicales que, una vez finalizado el proceso de adscripción voluntaria, “podrán realizar procesos de movilidad entre centros”, así como “modificaciones de las condiciones de trabajo” de los empleados con el fin de “seguir abordando el plan de reorganización”.

Mayores indemnizaciones y menor número de afectados

Ante la oferta presentada por la compañía, desde la Comisión Negociadora de los trabajadores han planteado nuevamente una contrapropuesta en la que plantean que la compañía eleve las indemnizaciones, tanto voluntarias como forzosas, al rango de los 33 días por año trabajado con un máximo de 24 mensualidades. Así como un aumento de las primas planteadas, en este caso hasta un mínimo de 3.000 euros para los trabajadores con una antigüedad de 0 a 5 años, de 6.000 euros para los de 6 a 10 años, de 9.000 euros de 11 a 15 años, y de hasta un mínimo de 12.000 euros para aquellos trabajadores vinculados a la empresa por más de 15 años. Y todo ello al tiempo que plantean una reducción del -15 por ciento sobre el personal que pudiera verse afectado por un ajuste “forzoso”, que se iniciaría en el caso de que no se alcanzasen los números de extinciones voluntarias, con el objetivo de que la cantidad final de afectados sea así de un 85 por ciento respecto de la propuesta inicial, en cuyos términos se barajan la salida de entre 3.000 y hasta 3.500 de los trabajadores de la compañía.

“La Comisión Negociadora nos hemos vuelto a reafirmar en nuestra posición de no aceptar una propuesta que sigue alejada de la realidad”, explican desde este órgano de decisión a través de un comunicado dirigido a los trabajadores del Grupo de grandes almacenes. “La posición de CCOO, Fasga, Fetico y UGT frente a la empresa”, prosiguen, “seguirá siendo clara y contundente, buscando unas condiciones de salida del personal atractivas”, y “nuestro objetivo sigue siendo la voluntariedad”, subrayan. Una meta para la que continuarán trabajando y sobre la que volverán a incidir en el marco de estas negociaciones, que se reanudarán hoy martes con un nuevo encuentro entre los representantes de la Comisión Sindical y de la empresa.

Photo Credits: El Corte Inglés, fotografía de archivo.