El comercio urge ante Felipe VI a medidas efectivas y de reactivación de la demanda

Madrid – Como parte de la larga lista de encuentros y reuniones que están manteniendo durante toda esta pandemia por coronavirus con las principales figuras y organizaciones empresariales del país, SS.MM los reyes mantenían el pasado viernes un encuentro por videoconferencia con la Confederación Española de Comercio CEC. Organización que aboga en defensa de los comerciantes autónomos y de la pequeña y mediana empresa comercial, cuyo presidente, Pedro Campo, quiso transmitir al jefe del Estado la importancia que el sector representa dentro de la economía española, a lo largo de una reunión de la que hizo igualmente uso para exponer las distintas medidas de estímulo que, a su juicio, deberían de implementarse con el objetivo de reactivar la demanda en un sector que podría llegar a perder hasta el 20 por ciento de sus empresas.

A dicha reunión con Don Felipe y Doña Letizia asistía, además de Pedro Campo en representación de la CEC, Gerardo Cuerva, presidente de la Confederación Española de la Pequeña y Mediana Empresa CEPYME, como organización que integra a la CEC. Teniendo lugar precisamente el encuentro tras una agitada semana en la que las preocupaciones de trabajadores, autónomos y empresarios se disparaban tras las incertidumbres generadas como consecuencia del acuerdo alcanzado entre los grupos parlamentarios PSOE, Unidas Podemos y EH Bildu para la derogación “íntegra” de la reforma laboral. Pacto que una vez anunciado provocaba una sucesión de aparentes contradicciones entre distintos miembros del Ejecutivo, así como la decisión de la Confederación Española de Organizaciones Empresariales CEOE de romper toda conversación con el Gobierno y dar por “dinamitado” el diálogo social. Una postura que la patronal defendía a través de un comunicado suscrito tanto por la CEOE como por CEPYME, y que ya entonces nos encargábamos de recoger desde FashionUnited.

Una situación crítica: el 20 por ciento de las empresas podrían cerrar sus puertas

Tal y como se encargó Pedro Campo de transmitir a SS.MM los Reyes en representación del pequeño y mediano comercio, la situación por la que atraviesa el sector actualmente es realmente crítica; tras dos duros meses en los que la mayoría de los establecimientos han debido de permanecer cerrados, sin ningún rastro de ingresos ni de actividad, y debiendo de hacer frente por otro lado a los diversos costes fijos de sus negocios. Unas circunstancias que irremediablemente acarrearán, según estimaciones de la CEC, a que en torno al 20 por ciento del sector termine cerrando sus puertas de no contar con ayudas efectivas y con un plan adecuado para la reactivación de la demanda.

El comercio urge ante Felipe VI a medidas efectivas y de reactivación de la demandaEl comercio urge ante Felipe VI a medidas efectivas y de reactivación de la demanda

Unas perspectivas alarmantes, que seguirían no obstante las tendencias ya adelantadas por diferentes indicadores económicos, a los que hacía referencia el propio Campo, como la bajada de la confianza de los consumidores en la economía española hasta su nivel más bajo desde diciembre de 2012. Un factor que terminará reflejándose en una contracción del consumo durante esta “nueva normalidad”, en todo caso hasta unos niveles de demanda mucho más bajos que los registrados antes de la declaración del estado de alarma, y en línea con esa caída de en torno al 70 por ciento que ya se estaría registrando durante estas primeras semanas de reactivación.

Un plan de ayudas efectivas para la reactivación de la demanda

Con la intención de impulsar la demanda y reactivar la actividad comercial de las pequeñas y medianas empresas, hacia las que tanto Don Felipe como Doña Letizia quisieron mostrar su compromiso y transmitir un mensaje de apoyo, desde la CEC se encargaron de exponer cuáles serían, a su entender, algunas de las medidas efectivas que podrían servir de ayuda y soporte para el sector.

En primer lugar, desde la CEC proponen el lanzamiento de una campaña de concienciación en grandes medios dirigida a impulsar entre los consumidores las compras en pequeños establecimientos, con el fin de garantizar su supervivencia. De igual manera, la CEC ve interesante la posibilidad de crear un tique de compra subvencionado vinculado a este tipo de establecimientos, la puesta en marcha de planes de fidelización comercial de carácter municipal, ajustes en el IVA o incluso un plan “renove” de electrodomésticos, entre otras posibles iniciativas.

Del mismo modo, y así se encargaron de trasladárselo desde la CEC a Don Felipe y Doña Letizia, la patronal del pequeño y mediano comercio aboga por establecer un plan económico de acompañamiento durante el reinicio de la actividad, al fin flexibilizar los ERTES por fuerza mayor y causas objetivas y la prestación extraordinaria por cese de actividad, de manera que las empresas puedan optar por “modular sus recursos” y adaptarlos al grado de actividad de cada fase.

Photo Credits: Casa de S.M. el Rey. / Confederación Española de Comercio.

 

Noticias relacionadas

MÁS NOTICIAS

 

ÚLTIMAS OFERTAS DE TRABAJO

 

LO MÁS LEÍDO