Los wearables ganan terreno pero aún están lejos de generalizarse en la moda

Pese a que ganan terreno en forma progresiva, el crecimiento de los wearables no será tan rápido como el que se ha venido dando en otras categorías, como los smartphones o las tabletas, según se ha visto en el Mobile World Congress que termina hoy en Barcelona y que ha dedicado un pabellón entero a estos dispositivos.

Aún así, el de los wearables es uno de los mercados más emergentes y potentes del sector tecnológico. Si bien en la actualidad hay casi 40 millones de norteamericanos adultos que son usuarios de ropa o accesorios conectados a Internet, se prevé que en 2018 esta cifra ascienda hasta más de 81 millones y medio, solo en Estados Unidos.

La población más familiarizada con estos dispositivos es la que se encuentra en la franja de edad comprendida entre los 25 y los 44 años a través de aparatos vinculados al deporte y la actividad física en general. Además, el descenso en los precios de estos elementos y el incremento de la oferta relacionada con el fitness propiciarán que en 2017 ya haya más mujeres que hombres con wearables.

Sujetador inteligente

En un campo aún dominado por los smartwatches, una de las novedades este año ha sido el sujetador inteligente el “Ombra” encarnado en la propuesta de Stephane Marceau. El sujetador monitoriza constantes vitales como el ritmo respiratorio o mide las calorías que quema la usuaria gracias a unos sensores flexibles integrados, y en base a ello hace recomendaciones. Además de estar disponible en varios colores, presenta una tecnología para que los sensores no se estropeen al contacto con el sudor. El OMbra estará disponible a partir de la primavera de 2016 y se espera un precio de salida de alrededor de 150 dólares.

Otra de las novedades, ha sido el auricular wireless Xperia Ear de Sony, con sensores de proximidad, acelerómetro y un giroscopio- que detecta la posición-. El aparato incluye la voz de un asistente virtual que saluda con un mensaje de buenos días por la mañana. Con vinculación, traduce a voz el contenido de los mensajes que se reciban en el smartphone, sean de texto o de WhatsApp y le pregunta si quiere contestar. En caso de que la respuesta sea afirmativa, no sólo la reconoce, sino que recoge la información y la traduce de nuevo a texto en el teléfono sin necesidad de tan siquiera tocarlo. ¿Alguna similitud casual con la película Her?

En relojes, Samsung presentó el Gear S 2 con una esfera externa que gira sobre si misma, una tarjeta SIM y sistema 3G independiente del teléfono; Huawei integra micrófono y altavoz en el mismo wearable de manera que es posible recibir y realizar llamadas hablado directamente a través del reloj; y el JOON 2 de Telecom, un reloj inteligente para niños que se integra con una aplicación de control parental.

Foto: Ombra

 

Noticias relacionadas

MÁS NOTICIAS

 

ÚLTIMAS OFERTAS DE TRABAJO

 

LO MÁS LEÍDO