La firma de moda Basi reordena su capital luego que una parte de la familia fundadora se ha desprendido de su participación de casi la mitad de la firma, y la ha vendido a otros integrantes de la familia, según publico Econpmía Digital.

Marta, Margarita y Josep Basi Borrell, los tres hijos de uno de los fundadores de la firma, José Basi, han vendido su 15 por ciento de las compañías Basi SA y Armand Basi SL a sus primos Núria, Isabel y María José Basi Moré, hijos de Armand Basi. De esta manera, estos últimos controlan ahora el 90 por ciento de la compañía, a partes iguales. El 10 por ciento restante lo mantiene Lluis Juste de Nin, que también es familia.

Con esta venta, Josep Basi Borrell ha dejado su sitio en el consejo, del que era secretario y consejero delegado, cargo que ahora ocupa su prima Isabel, junto con sus hermanas. La presidencia la continúa ocupando Nuria Basi, quien cogió las riendas de la compañía después de la muerte de Armand Basi. La operación ha sido amistosa, según han asegurado a Economía Digital fuentes de la empresa.

Basi se encuentra en plena reestructuración -y un expediente de regulación para 100 trabajadores- luego que haya dejado de fabricar para Lacoste. La empresa perdió 4,7 millones de euros en 2013, números rojos que redujo a 83.000 euros en 2014, cuando facturó 62 millones. Este año la empresa prevé recuperarse y entrar en ganancias, con un incremento de la facturación del 10 por ciento.

 

Noticias relacionadas

MÁS NOTICIAS

 

ÚLTIMAS OFERTAS DE TRABAJO

 

LO MÁS LEÍDO