• Inicio
  • Noticias
  • Moda
  • ¿Sabes quién ha hecho tu ropa? Fashion Revolution te invita a descubrirlo

¿Sabes quién ha hecho tu ropa? Fashion Revolution te invita a descubrirlo

Por Alicia Carrasco Rozas

24 abr 2017

Moda |ENTREVISTA

Hace 4 años el mundo despertaba el 24 de Abril con la triste noticia del derrumbamiento del edificio Rana Plaza en Daca, Bangladesh, en el que más de 1.100 personas perdieron la vida y cerca de 2.500 resultaron heridas. Con esta catástrofe se evidenció una vez más la precariedad laboral y el régimen de exclavitud al que millones de personas, sobre todo mujeres, se ven sometidas diariamente para confeccionar prendas de ropa que luego serán vendidas por grandes marcas en el resto del mundo, en su mayoría Europa y Estados Unidos.

Fue entonces cuando las diseñadoras Orsola de Castro y Carry Somers, decidieron unir fuerzas y tomar un papel activo para luchar contra esta situación de injusticia social con el objetivo de hacer ver al mundo que era necesaria la evolución hacia una industria textil transparente donde se respetaran, ante todo, los derechos de las personas. Y así es como nació el movimiento global Fashion Revolution. Hoy entrevistamos a una de sus co-fundadoras, Carry Somers para conocer más de cerca este movimiento y sus objetivos para seguir luchando por una industria de la moda más justa.

¿Qué es exactamente Fashion Revolution?

Tras la catástrofe de Rana Plaza el 24 de abril de 2013 creímos que era un incidente demasiado grande como para no tomar acción y hacer algo al respecto que pudiera conducir a un cambio, a una revolución en la industria textil. Fue entonces cuando nació la Fashion Revolution y cuatro años después contamos con equipos en 97 países de todo el mundo.

Hoy en día ya no sabemos quién hace nuestra ropa y no sabemos el verdadero coste de las cosas que compramos. La cadena de suministro de moda es tan larga y está tan fracturada que los productores se han quedado sin rostro. Algo que como hemos visto por desgracia está costando vidas. Creemos que la reconstrucción de los enlaces rotos a través de toda la cadena de suministro, desde el agricultor hasta el consumidor, es la única manera de transformar toda la industria. Por ello, Fashion Revolution intentar reunir cada año a millones de personas para luchar y conseguir el cambio.

¿Cuál es vuestro objetivo principal?

La industria mundial de la moda es opaca, explotadora y perjudicial para el medio ambiente y necesita desesperadamente un cambio revolucionario. En este contexto, Fashion Revolution quiere comenzar una revolución para cambiar radicalmente la forma en que nuestra ropa se obtiene, se produce y se compra.

El sistema en el que opera la industria textil, con una cadena de suministro tan compleja, ha hecho que se vuelva incontrolable y casi nadie tenga una idea clara de cómo funciona todo, desde la fibra hasta el producto final, el uso y la eliminación. Nuestro objetivo es conseguir ver un número cada vez mayor de marcas que hagan que sus cadenas de suministro sean más transparentes.

Tragedias como Rana Plaza se pueden prevenir, pero seguirán ocurriendo hasta que todos los interesados en la cadena de suministro de moda sean responsables y responsables de sus acciones e impactos.

En nuestra campaña para Fashion Revolution animamos a gente de todo el mundo a que muestre su etiqueta y pregunte #quienhizomiropa ( #whomademyclothes). Y también apoyamos a todos los interesados en la cadena de suministro de moda - minoristas, marcas, fábricas, fabricantes de marcas privadas, etc - para que demuestren transparencia al mostrarnos a las personas que hacen su ropa, respondiendo con el hashtag #yohiceturopa (#Imadeyourclothes).

¿Cómo se puede participar?

El tema de la campaña de Fashion Revolution para 2017 es Money Fashion Power, que explorará los flujos de dinero y las estructuras de poder a través de la cadena de suministro de moda. Como cada año instamos a que personas de todo el mundo muestren su etiqueta, publiquen una fotografía en las redes sociales, etiqueten a la marca y hagan la pregunta #quienhizomiropa. Haciendo esto, estamos aplicando presión en forma de una pregunta perfectamente razonable que las marcas y los minoristas deben poder contestar.

Junto con este llamado a la transparencia de Fashion Revolution, estamos animando también a la gente, a los consumidores, a pensar diferente sobre su relación con la ropa y hacer algo participando en nuestra campaña #haulternative, que el año pasado incluyó vloggers de alto perfil como Cutie Pie Marzia y Maddu. En este caso, en lugar de la moda tradicional, donde uno se va de compras y publica un video de lo que ha adquirido, pedimos a la gente que probara una #haulternative, es decir, una manera de refrescar su guardarropa sin comprar ropa nueva.

¿Qué novedades se incluyen este año?

Uno de los principales proyectos en el que estamos trabajando este año es el Garment Worker Diaries, un proyecto de investigación de un año liderado por Microfinance Opportunities en colaboración con Fashion Revolution y con el apoyo de C&A Foundation. Los socios de investigación de la MFO en el terreno se reúnen con 540 trabajadores de la confección semanalmente durante un año entero. Nuestra esperanza es que las empresas de ropa, los consumidores, los dueños de fábricas y los encargados de formular políticas puedan utilizar las ideas del proyecto para entender cómo las decisiones que toman afectan las condiciones de los trabajadores de la confección.

Este año además, hemos lanzado nuestro primer fanzine que ha sido realmente exitoso. A través de 72 páginas de poesía, ilustración, fotografía, diseño gráfico y editorial, esta colección zine explora las historias ocultas detrás de nuestra ropa, lo que el precio que pagamos por la moda significa, y cómo nuestro poder adquisitivo puede hacer una diferencia positiva.

Por otra parte, también hemos lanzado la segunda edición del Fashion Transparency Index, que clasifica a 100 marcas y minoristas. La segunda edición incluye las principales marcas y minoristas de América del Norte, Europa, América del Sur y Asia. Este índice analiza el suministro de información de las empresas y el intercambio de datos en cinco áreas principales: políticas y Compromisos, gobierno, trazabilidad, auditorías y aspectos destacados relacionados con los salarios dignos,la sindicalización, la negociación colectiva y la innovación de los modelos de negocio.

¿Por qué es importante que los consumidores sepan de dónde viene su ropa?

Las personas tienen derecho a saber que su dinero no está apoyando la explotación, los abusos contra los derechos humanos y la destrucción del medio ambiente. No hay manera de responsabilizar a las empresas y los gobiernos si no podemos ver lo que realmente sucede detrás. Por eso la transparencia es tan esencial.

¿Crees que Fashion Revolution tiene la oportunidad de conseguir un cambio real?

El cambio es posible. Hoy por hoy hay un gran movimiento que muestra que la gente puede transformar radicalmente su comportamiento o creencias frente al tipo de impulso correcto. La mayor parte del público todavía no es consciente de que los abusos humanos y ambientales son endémicos en la industria de la moda y que lo que llevan puesto podría haber sido hecho de una manera explotadora.

¿Qué le dirías a las personas que se sintieron horrorizadas por el desastre de Rana Plaza, pero que no pueden permitirse comprar moda sostenible debido a su mayor coste?

En realidad no estamos pidiendo a la gente boicotear sus tiendas favoritas, sino que más bien estamos transmitiendo el mensaje de que tenemos que cambiar la industria de la moda desde dentro, preguntando a las marcas y minoristas donde nos gusta comprar habitualmente dónde y quién ha hecho esa ropa. De esta forma, podemos presionarlos como consumidores para que sean más transparentes con respecto a sus cadenas de suministro.

Fotos: Fashion Revolution

Carry Somers
Fashion Revolution Day
Rana Plaza