(Publicidad)
(Publicidad)

Linda Bennet, la fundadora de la cadena de calzado y accesorios LK Bennett, regresa al negocio que fundó en 1990 y vendió en 2008.

Según 'The Telegraph', Bennett habría sido contratada como consultora a tiempo parcial por la firma por su nuevo CEO, Darren Topp.

Fuentes de mercado apuntan que la intención de Topp es devolver a la marca de zapatos y accesorios de lujo a su visión original de "un poco de Bond Street en la calle principal".

Bennett vendió su firma homónima en 2008 a Phoenix Equity Partners y Sirius Equity por 100 millones de libras. Cuando Bennett vendió el negocio, Robert Bensoussan, cofundador de Sirius Equity, se convirtió en presidente y también sirvió después como CEO desde 2014. Bensoussan entregó las riendas de la compañía a Topp el año pasado, recuperando su papel de presidente.

Recientemente, los accionistas -incluyendo a la propia Linda Bennett- inyectaron otros 5 millones de libras en el negocio para apoyar la expansión internacional de la compañía a Rusia, China, Qatar y Nueva York en Estados Unidos. Actualmente, la firma opera alrededor de 130 tiendas de las cuales 87 están en El Reino Unido.