• Inicio
  • Noticias
  • Empresas
  • Richemont vende a Farfetch el 47,5 por ciento de YNAP y asienta las bases para su fusión

Richemont vende a Farfetch el 47,5 por ciento de YNAP y asienta las bases para su fusión

Por Jaime Martinez

24 ago 2022

Empresas

Photo Credits: Yoox Net-A-Porter Group.

Al igual que tiende a ocurrir en el canal físico, donde al contrario de lo que pudiera parecer son un puñado de grandes holdings internacionales los que se reparten el grueso principal de aquellas que consideramos como las “grandes casas de la moda”, el sector del lujo está tendiendo también ahora a concentrarse en el medio online. Un entorno en el que aún son diversas las plataformas y marketplaces especializados que operan para su comercialización, pero para el que ya se han asentado las bases para la plena integración de dos de los principales grupos de referencia dentro del lujo digital: la minorista británica Farfetch y el ecosistema digital de YNAP, integrado por plataformas tan conocidas como Net-A-Porter, Mr Porter, Yoox y The Outnet, propiedad de la compañía multinacional suiza Richemont.

Como porte de un complejísimo acuerdo a tres bandas del que se han encargado de informar en detalle, hace escasamente unas horas, a través de un comunicado conjunto desde Richemont, Farfetch y Symphony Global, el vehículo de inversión del empresario emiratí Mohamed Alabbar, se ha anunciado la venta por parte de Richemont del 47,5 por ciento de Yoox Net-A-Porter (YNAP) a Farfetch, así como de otro 3,2 por por ciento a Alabbar. Una operación que sigue con los propósitos en los que han venido trabajando desde Richemont por hacer de YNAP una plataforma abierta y puesta al servicio de todas las compañías globales especializadas en el sector del lujo, como parte de un fin que solamente se logrará, bajo esta marca, durante la etapa inicial del acuerdo. Una suma de documentos que llegan para reforzar el futuro papel de Farfetch como esa compañía líder y plataforma abierta para la comercialización del lujo a través del canal online, desde una relevancia que podrán terminar desempeñando en el caso de que finalmente ejerzan la opción para hacerse con el 100 por cien del capital de YNAP. Un extremo para el que ya se han asentado y rubricado las bases en el marco del presente documento, contemplándose distintas opciones por parte tanto de Richemont como de Farfetch para que esta última termine adquiriendo el resto del capital social de YNAP. Todo ello, mientras además las propias casas de lujo de Richemont, tanto de moda como de joyería y relojería entre las que encontramos algunas tan célebres como Cartier, Piaget, Baume&Mercier, Dunhill, Chloe o Alaïa, pasan a incorporarse al marketplace de Farfetch y a implementar sus soluciones tecnológicas en materia de digitalización, a partir de este mismo momento, fomentando así un considerable avance en términos de omnicanalidad sobre la experiencia de compra que ponen al alcance de sus clientes.

“El anuncio de hoy es un paso significativo hacia la realización de un sueño que expresé por primera vez en 2015, de construir una plataforma online independiente y neutral para la industria del lujo, que fuera muy atractiva tanto para las marcas de lujo como para sus exigentes clientes”, entraba a destacar Johann Rupert, presidente de Richemont, a lo largo de unas declaraciones facilitadas a través de un comunicad oficial. “Entonces ya sabíamos que si queríamos controlar nuestro propio destino, y proteger la singularidad de la industria del lujo a medida que se digitalizaba, tendríamos que colaborar, ya que la tarea era demasiado ambiciosa como para emprenderla en solitario”. Es por ello que “estoy realmente encantado de poder asociarme con José Neves y con Mohamed Alabbar”, añade Rupert, queriendo también “dar las gracias especialmente a mi hijo Anton, cuya destreza tecnológica y pensamiento creativo han sido parte fundamental de la construcción de esta asociación”.

“Hoy, Farfetch y Richemont avanzan significativamente en su visión ‘Luxury New Retail’ para la digitalización del lujo”, añade por su parte José Neves, fundador, presidente y director ejecutivo de Farfetch. “Esta importante asociación inequívocamente llega para reforzar a Farfetch como una preeminente plataforma global del lujo”. En este mismo sentido, “las capacidades de las soluciones que se ofrecen desde Farfetch Platform Solutions, se encuentran perfectamente adaptadas a las necesidades de la industria del lujo”, en algo que ahora “ha sido reconocido por las casas de Richemont, al igual que por la pionera minorista electrónica YNAP”, que apartir de ahora “podrán elevar las experiencias digitales de sus clientes globales, aprovechando Farfetch Platform Solutions”.

“Estoy encantado ante la oportunidad de poder seguir construyendo sobre mi larga relación con Richemont y Ynap, y de participar, esta vez, en la realización de su visión ‘Luxury New Retail’”, apunta por su parte Mohamed Alabbar, empresario detrás de importantes operaciones que han contribuido a dinamizar el entorno económico de Dabi, como la construcción del Burj Khalifa o del centro comercial Dubai Mall. “Ynap es uno de los destinos de compra de lujo más codiciados del mundo, y su asociación con Farfetch, en la medida en la que permitirá continuar desarrollando el negocio de Ynap, mejorará aún más la experiencia para sus marcas asociadas y sus clientes”.

Entrada en el capital de YNAP de Farfetch y Alabbar

En forma de hoja de ruta, el acuerdo contempla así una primera etapa de la que se dará cuenta ahora con la venta de esas respectivas participaciones de YNAP a Farfetch y a Symphony Global, mientras que de manera paralela, de un lado YNAP y las distintas casas de Richemont pasan a implementar las soluciones de Farfetch para empresas de su paquete “Farfetch Platform Solutions”, y de otro YNAP recupera el 100 por cien de su negocio para la región de los Estados del Golfo, hasta ahora bajo la gestión de la empresa conjunta que mantenían con Alabbar.

A modo de contraprestación, una vez concretada la venta de sendas participaciones, Richemont recibirá entre 53 y 58,5 millones de acciones ordinarias de Farfetch, y en un plazo de cinco años, a contar desde el cierre de la transacción, adicionalmente unos 250 millones de dólares, cantidad que se canjeará por acciones de Farfetch al precio medio ponderado por volumen que marquen sus títulos a 60 días en ese momento. Mientras que por su parte Alabbar recibirá este 3,2 por ciento de YNAP, como contraprestación a las participaciones de esa empresa conjunta que mantenía junto a la compañía digital para los mercados del Golfo Pérsico.

Una vez completada ya esta primera fase, se estima que para antes de finales del ejercicio de 2023, YNAP quedará completamente libre de deuda financiera y con un mínimo de 2.902 millones de dólares de efectivo en sus balances, a lo que desde Richemont responderán poniendo además a su disposición, por un periodo de hasta 10 años, una línea de crédito dotada con hasta 450 millones de dólares, a los que desde YNAP podrán recurrir a su total discreción, aunque sujeta a ciertas condiciones que no se han detallado. Todo con el fin de dotar de las garantías de viabilidad suficientes a la compañía de cara a esa nueva etapa a la que se abrirá, como plataforma carente de un accionista mayoritario de referencia.

Bases para la fusión entre Farfetch y YNAP

A partir ya de que se formalice la entrada de Farfetch en el capital de YNAP, el acuerdo firmado entre las partes prevé poder abrir una siguiente, y más que probable, segunda fase, para la que se han establecido ya las pases para que Farfetch pueda aumentar su participación en el capital social de YNAP hasta su 100 por cien. Habiéndose contemplado para ello el que Farfetch cuente con una opción de compra sobre todas las acciones de YNAP que no posea en ese momento del ejercicio, y que podrá ejercer en cualquier momento desde el cierre de la primera fase que prevé el acuerdo, y por un periodo de hasta 5 años a contar desde entonces.

Además de Farfetch, también se ha establecido una opción para que Richemont obligue a Farfetch a adquirir todas las acciones restantes de YNAP que Farfetch no posea en ese momento, que la compañía suiza podrá ejercer desde el tercer y hasta el quinto año desde el cierre de la cesión de las participaciones. Opción esta sujeta a una serie de condiciones, como a que YNAP haya alcanzado un Ebitda ajustado positivo en los 12 meses anteriores del ejercicio, así como en tres de los cuatro últimos trimestres del mismo periodo.

En el caso de aplicarse cualquiera de estas opciones, las acciones de compra venta se liquidarán en forma de acciones ordinarias de Farfetch, limitadas eso sí a nuevas emisiones que no superen el máximo de dilución de los títulos de entre un 15-16 por ciento de su capital. Quedándose no obstante en poder de Farfetch la opción de renunciar a su discreción a este pago, para abonarlo mediante efectivo, en respuesta a unas opciones que evidencian el valor de Richemont a la hora de atreverse a cederle a Farfetch el testigo y brindarle todo su apoyo, para que sea esta la que ocupe y se destaque como esa plataforma abierta y punto de encuentro global para las distintas casas del lujo, destino que ahora venían reservando y tratando de atar al futuro de YNAP.

“Al completar el ejercicio de la opción de compra o venta”, se detalla entre los términos del acuerdo, “todos los accionistas de YNAP se convertirán en accionistas de Farfetch”, y en tal caso “Richemont tendrá derecho a nombrar a un director no ejecutivo para la Junta Directiva de Farfetch”. Mientras que no obstante, y en el supuesto de que no se llegue a practicar por ninguna de las partes esta opción de compra, “una mayoría cualificada de los accionistas de YNAP podrán acordar su salida a través de una venta a un tercero, o una oferta pública de venta (IPO) de acciones de YNAP”, quedando ambos extremos, se apunta entre los términos del acuerdo, sujetos a la aprobación por los respectivos órganos reguladores, y especialmente por parte de los responsables de velar por las prácticas antimonopolio, del mismo modo que se mantiene por ahora a la espera la formalización de la primera etapa que contempla el acuerdo para la venta de esas participaciones del 47,5 y del 3,2 por ciento de Yoox Net-A-Porter (YNAP) a Farfetch y a Alabbar, respectivamente.

También te puede interesar:
adquisicones
E-COMMERCE
FARFETCH
MODA LUJO
RICHEMONT
YNAP
Yoox Net-A-Porter