Transcurría tan solo 36 segundos de juego del clásico partido de baloncesto universitario entre Duke y Carolina del Norte. Cuando las zapatillas (tenis) de Zion Williamson estallaron provocando la caída y lesión del jugador.

El modelo en cuestión son unas Nike PG 2.5. El modelo utilizado por grandes figuras de la NBA como Paul George. Williamson, que cuenta con un precontrato de la NBA cuando se gradúe en la Universidad de Duke, sufrió una alarmante caída frente a un publico en entre el que se encontraba el mismo Barack Obama. Que no dudó en desearle una pronta recuperación.

El incidente ha provocado una dura caída de la imagen de la compañía. Cuyas acciones caían un 1,1 por ciento. Mientras en las redes sociales se desatan las criticas contra la calidad de sus productos. Un suceso que lejos de ser anecdótico, ya se produjo de manera similar en 2017. Cuando varios jugadores de la NBA vieron como sus camisetas Nike se rasgaban a mitad del partido. “La calidad y el rendimiento de nuestros productos son de suma importancia. Si bien esto es un hecho aislado, estamos trabajando para identificar el problema”, dijo la compañía a través de un comunicado.

 

Noticias relacionadas

MÁS NOTICIAS

 

ÚLTIMAS OFERTAS DE TRABAJO

 

LO MÁS LEÍDO