(Publicidad)
(Publicidad)

El minorista británico está estudiando la posibilidad de salir de sus negocios en Hong Kong y Macao y venderlos a su socio franquiciado Al-Futtaim.

Marks & Spencer dijo el miércoles que ha comenzado a negociar la posible venta de sus tiendas en Hong Kong y Macao a su socio franquiciador, Al-Futtaim, que seguiría operando bajo la franquicia de M&S. Fuentes cercanas al asunto apuntaban en declaraciones recogidas por el diario ‘India Tmes’ que las conversaciones durarán varios meses para completarse.

Esta decisión se enmarca en la nueva estrategia del grupo minorista. El plan incluye medidas tales como el cierre de más de 80 tiendas tanto a nivel nacional como internacional o la búsqueda activa de joint ventures y franquiciados.

Según lo confirmado por la compañía el miércoles, las tiendas de Hong Kong y de Macao continuarían operando con normalidad.

Vale la pena recordar que la asociación de Marks & Spencer con Al-Futtaim se remonta a 1998. La empresa de Oriente Medio opera 43 tiendas M&S en siete mercados en Oriente Medio, Singapur y Malasia.