Las marcas aumentan la inversión en marketing digital, pese a la caída de los ingresos

Más de dos tercios de las empresas han visto disminuir sus ingresos desde el comienzo de la pandemia, según una encuesta realizada por el Instituto de Marketing Digital (DMI), con sede en Dublín.

No es de extrañar que las marcas y los retailers, especialmente las pequeñas empresas, hayan disminuido sus gastos de marketing en general y estén canalizando su publicidad online.

Los esfuerzos de marketing se han desplazado a los seminarios web, el contenido orgánico, las redes sociales, el posicionamiento en los motores de búsqueda (SEO) y el e-commerce, ya que lo digital allana el camino en respuesta a la Covid-19. En un estudio publicado el 1 de julio, el prestigioso instituto dice que la pandemia mundial de coronavirus ha puesto a prueba la disposición de todas las empresas para adaptarse y cambiar. Ha desafiado a las organizaciones a ajustar las estrategias de marketing y reaccionar de manera inteligente, digitalmente.

La Covid-19 ha redefinido la experiencia y el recorrido del cliente. Ha creado un entorno en el que la relación entre el comercio en línea y el ofrecer una experiencia personalizada se matiza y en el que los esfuerzos digitales deben ser intensificados.

Empresas de todas las industrias han visto su presupuesto recortado, reducido o alterado sólo para gastos esenciales. Esto incluye los presupuestos de marketing, donde más de la mitad de los encuestados en la encuesta sobre la pandemia de DMI confirmaron que sus presupuestos de marketing han sido reducidos.

Las estrategias basadas en la digitalización son más importantes que nunca, ya que, a pesar de los recortes presupuestarios generales, los presupuestos digitales están aumentando. El 49 por ciento de los encuestados centró sus inversiones de marketing en lo digital y el 28 por ciento de ellos ha estado gastando el 90 por ciento o más de su presupuesto de marketing en estrategias digitales en lugar de las tradicionales.

La supervivencia de los más digitalizados

Aunque la industria no previó la intensidad de la crisis, algunas empresas de moda se están dando cuenta de que están mejor equipadas que otras, en gran medida gracias a sus conocimientos digitales, dice McKinsey.

Como se ha comprobado, algunas empresas de ropa, moda y lujo no han sobrevivido a la pandemia, y otras saldrán mejor posicionadas para el futuro, dice McKinsey. Mucho dependerá de sus capacidades digitales y analíticas.

¿Quieres unirte al Marketplace B-to-B de FashionUnited? Compradores y empresas pueden registrarse en fashionunited.com/marketplace.

Este artículo ha sido previamente publicado por FashionUnited.uk y traducido y editado por Belén Bednarski

Imagen cortesía de Fashion Cloud

 

Noticias relacionadas

MÁS NOTICIAS

 

ÚLTIMAS OFERTAS DE TRABAJO

 

LO MÁS LEÍDO