Frasers Group se hace con el 5,1 por ciento de Hugo Boss

Madrid – El holding británico Frasers Group, anteriormente conocido como Sports Direct International, matriz de compañías como los grandes almacenes House of Fraser y considerada la mayor minorista de artículos deportivos del Reino Unido, confirmaba hace apenas unos días la adquisición del 5,1 por ciento de las acciones de la prestigiosa firma alemana Hugo Boss. Movimiento que la compañía británica sitúa como parte de su plan estratégico a largo plazo, dirigido a consolidarla como el principal actor de la moda deportiva en Reino Unido así como a impulsar su papel como minorista de referencia en el sector del lujo.

“Frasers Group tiene la intención de servir de apoyo y contribuir a crear mayor valor añadido en defensa de los intereses de los accionistas de ambas compañías, de Frasers Group y de Hugo Boss”, señalaban desde la propia compañía británica en unas declaraciones recogidas por la agencia Reuters.

La adquisición de ese 5,1 por ciento de la firma alemana se habría alcanzado tras la compra por parte de Frasers de un total de 120.000 acciones ordinarias de Hugos Boss, de otras 140.000 acciones vía CFD (contratos por diferencia) y de 3,29 millones de acciones a través de “put options” (opciones de venta). Apuntando a continuación que, sumando la prima generada con arreglo a las “put options”, su exposición total en relación a los compromisos adquiridos en Hugo Boss ascendería hasta los 97 millones de libras, unos 108,15 millones de euros.

Frasers Group: un holding internacional integrado por marcas como Lonsdale, los grandes almacenes House of Fraser y la cadena de videojuegos Game

Fundada en la ciudad inglesa de Maidenhead en 1982 por el empresario británico Mike Ashley, la compañía se ha caracterizado desde que iniciase su andadura por su continua expansión a través de la adquisición de otras compañías, hasta el punto de copar gran parte del sector de la moda deportiva en el mercado del Reino Unido.

Como parte de esa política planteada por Ashley, la compañía realizaba su primera adquisición en 1996 tras la compra de la marca belga de artículos deportivos Donnay Sports. Adquisición que impulsaba la internacionalización de la compañía, con la apertura de sus primeras tiendas en Bélgica en el año 2000. En el año 2002 Ashley lograba marcar un nuevo hito para la compañía con la compra de la cadena de tiendas Lillywhites y de la popular marca de ropa Lonsdale. Con la que comenzaba a consolidar un más que considerable portafolio de firmas vinculadas al sector de la moda deportiva, que no ha hecho sino continuar ampliando a lo largo de estos años con nombres como Dunlop, Slazenger, Carlton, Karrimor, Campri, LA Gear, No Fear, Title, Voodoo Dolls, Kangol o la norteamericana Everlast.

De manera paralela a la construcción de este completo portafolio de marcas, la compañía fue ampliando su presencia en el sector del retail, expandiéndose hacia nuevos mercados a través de la inauguración de tiendas propias, así como de la adquisición de compañías locales. Abriéndose así a los mercados de nuevos países como Portugal, Irlanda, Austria, Lituania, Letonia, Estonia o Estados Unidos. Presente en la Bolsa de Londres desde el año 2007, en la que cotiza bajo las siglas “FRAS”, la compañía decidió dar un importante viraje y adentrarse en el sector de la moda lujo tras la adquisición de la cadena de tiendas multimarca británica Flannels en 2012. Compra a la que siguieron una sucesión de movimientos en la misma dirección, entre los que destaca sin duda la compra en el año 2018 del grupo de grandes almacenes británico House of Fraser por 90 millones de libras. Compra que complementó con la apertura a nuevos sectores a través de la adquisición, en 2019, de la cadena de videojuegos Game, así como con la de la firma británica Jack Wills. Movimientos todos ellos que han terminado por perfilar el nuevo carácter de holding internacional que ha adquirido la compañía, que decidía finalmente modificar su nombre comercial Sports Direct International por el de Frasers Group en 2019.

El cambio de nombre de la empresa no resultaba entonces, ni ahora, nada gratuito. Dejando ya entrever la nueva inclinación del holding por aumentar su presencia comercial y su estatus como empresa, abriéndose más allá del ámbito de la moda deportiva. Respondiendo así, y con compras como estas del 5,1 por ciento de Hugo Boss, a los deseos expresados en más de una ocasión por su fundador, Mike Ashley, de hacer de la compañía el “Selfridges de los deportes”. Finalidad que pretende alcanzar a través de la adquisición de participaciones estratégicas en marcas y compañías afines al grupo.

Photo Credits: Hugo Boss, página oficial.

 

Noticias relacionadas

MÁS NOTICIAS

 

ÚLTIMAS OFERTAS DE TRABAJO

 

LO MÁS LEÍDO