A pesar de que los principales jugadores de lujo, como Gucci, no tienen pieles, el uso de pieles de verdad en la moda sigue siendo muy común, ya sea que los consumidores se den cuenta o no. E